Buenos Aires, 23/04/2018, edición Nº 1986
Conecte con nosotros

VeryVery

Salven a Lanata: un oyente le donaría un riñón

Se emocionó.

Publicado

el

78623_Lanata-Jorge-Programa-ilust-D24COM

(CABA) El llamado provenía de Villa Gesell. Era un anónimo que se comunicó con la producción para lanzar su ofrecimiento: “Quiero donar mi riñón”. Con cuestiones de ese calibre se encontró Jorge Lanata ayer en su regreso a Lanata sin filtro (Radio Mitre). Después de unas vacaciones en Nueva York interrumpidas por una operación de urgencia, el conductor volvió a la emisora de la calle Mansilla a 40 años de su debut en el aire. “Sigo sosteniendo que la televisión tiene que ver con la electricidad y la radio con el alma”, dijo ya en su hogar. “No creo en la radio de libreto, pautada. Creo en lo imprevisible”.

Mientras aguarda la gran apuesta de este año (la participación de Magdalena Ruiz Guiñazú como columnista, desde el 3 de febrero), el periodista fue calentando motores con mitad del equipo en Mar del Plata y mitad en el estudio porteño. “Fue raro hacer el programa así, parecíamos un teléfono pinchado”, bromeó. “Pero todo se equilibró de a poco con unos acá y otros allá. Creo que un buen momento logrado fue la discusión que tuvimos con Nicolás Wiñazki e Ismael Bermúdez sobre qué esperamos del futuro. En un momento, en entrevista con Sergio Massa, yo le pregunté si el problema era político o económico. ¿El problema es Cristina o la falta de ella? Para mí el problema es político. Ninguna de las soluciones que el gobierno da son nuevas. Nada indica que las cosas vayan a mejorar. Va a ser un año en el que vamos a estar peor. Todo es una papa caliente que nadie quiere agarrar”, juzgó.

Antes de las 10, en el pase con Marcelo Longobardi, Lanata había jugado a ponerse en autos sobre la actualidad nacional. “Me encantó llegar a Disneylandia”, ironizó. Después fue el turno de la entrevista a Mirtha Legrand, flamante compañera de grupo, ya que mudó sus almuerzos de América a El Trece (Ver recuadro). “Estás más suelta y lanzada en los últimos años”, elogió él. “Una va madurando”, explicó ella. “Siento que estoy haciendo una televisión más desinhibida, más familiar. Por el hecho de estar en El Trece, el Grupo Clarín y demás, muchos pueden pensar que estoy limitada en cuanto a política. Suar me dijo que tenía toda la libertad de tocar temas e invitar a quien quisiera. Cosa que es muy cómodo”. Por último, “Chiquita” admitió que sería un “sueño” lograr un mano a mano en vivo con su hermana “Goldie”.

También hubo tiempo para el sexo. Con Juan Carlos Kusnetzoff en el piso, la mañana se puso picante. Puede sonar guarango, pero está bueno hablar de eso”, advirtió Lanata.

A más de 700 días de su desembarco en Mitre, Lanata asegura que necesitaba imperiosamente su regreso al sillón del estudio Martín Palermo. “Desde que volví de Nueva York estuve escribiendo todo el día encerrado en casa mi próximo libro y necesitaba salir. Un programa radial uno lo va buscando todo el tiempo. Hay momentos de radio en estado puro, cuando la gente no quiere bajarse del auto por escuchar. No hay parámetros. A veces lo logramos con la confesión de uno, a veces con una entrevista. Mi talento como conductor es dejar que eso pase. No creo en guiones. Tampoco en que la AM sea vieja. Los números no demuestran eso. La gente sigue escuchando. Lo que espero es una radio en estado puro, con un buen diálogo”.

Que el dólar blue, que el silencio de la Presidenta, que los cortes de luz, que el proyecto de prohibición de despidos. Acompañado de Jorge Fernández Díaz, Ismael Bermúdez, Gabriel Levinas, Fernanda Iglesias, Adriana Verón, Sergio Gendler y Nicolás Wiñazki, Lanata no esquivó tópicos, ni siquiera su salud. “Es la primera vez que salgo a hablar de esto. No está claro quién va a ser mi donante. Lo que se habló acerca de un amigo mío es mentira y que sea mi mujer es algo que aún no se sabe, ya que hacen falta exámenes”, aclaró. “No entré aún en la lista del INCUCAI, calculo que lo haré durante la segunda semana de febrero. También existe en los Estados Unidos el Swap (red de intercambio de órganos con donantes vivos). Para participar no necesitás ser residente. Yo físicamente estoy bien, pero harto de diálisis, porque me vuelve dependiente. Hoy un oyente llamó para donarme un riñón y me conmovió”.

Más allá del dial, mientras prepara la vuelta de PPT (El Trece) para abril, ya gesta Destino, un ciclo solidario que intentará “cambiarle la vida a un chico al que se le pagará la carrera universitaria donde elija. Ya sea en Harvard o en La Matanza”.

Fuente consultada: Clarín

Comentarios

Ingresa tu comentario

Más leídas

Propietario y Editor Responsable: Juan Braña
Director Periodístico: Roberto D´Anna
Domicilio Legal: Pedernera 772
CP: 1407
Ciudad de Buenos Aires
Teléfono de contacto: 153 600 6906
Registro DNDA Nº: 5345330


contador de visitas gratis

WP Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
X