Buenos Aires, 29/09/2020, edición Nº 2876
Conecte con nosotros

Información General

La penuria de las 100.000 personas que alquilan en las villas de CABA

Alquilar una vivienda es caótico y caro: hay piezas de dos por dos que se pagan hasta 5000 $.

Publicado

el

(CABA) Más de 100 mil personas alquilan habitaciones sin baños, sin cocina y de tan sólo cuatro o seis metros cuadrados en las villas de la Ciudad de Buenos Aires. Los valores de estos alquileres van desde los 2500 pesos hasta 6 mil en algunos casos y el precio sólo depende de la voluntad del dueño. Para las familias numerosas la situación es más grave, ya que en algunos casos deben alquilar varias habitaciones, en otros vivir en condiciones de hacinamiento o bien renunciar a la posibilidad de vivir bajo techo.

Nahuel, que tiene 30 años y vivió toda su vida en la Villa 20, asegura que “el Estado está ausente. Los vecinos que alquilan en las villas están totalmente desamparados y quedan a merced de los dueños de la vivienda. Los precios son según el parecer del dueño y si tenés hijos no te quieren alquilar y menos si son familias numerosas”

“No hay casi diferencia de precio en los alquileres con los de afuera de la villa, lo única diferencia es que en la villa no piden garantes, ni adelanto, pero vivís a merced de los dueños y si un día te quieren echar te echan”, agregó Nahuel.

Las familias quedan excluidas del sistema formal por falta de dinero o documentos y estos alquileres en donde las condiciones de vida son precarias aparecen como la solución más posible.

Enzo tiene 25 años, vive en el Barrio Cildáñez o Villa 6 y el salario que gana en una semana en una empresa metalúrgica lo destina al alquiler de una habitación chiquita en la que sólo puede ubicar una cama, una mesita y un televisor y, como todos, no tiene contrato. “Los dueños mientras vos les pagués te entienden. Sólo pasan por las casas a cobrar todos los meses”, explicó.

Con la crisis de 2001 Enzo debió mudarse con su padre de Mataderos a Villa 6 donde vivía su abuela y desde entonces es un inquilino del barrio. “No me piden papeles, ni nada. Encuentro un aviso en el almacén, llamo por teléfono y arreglo directamente con el dueño. Siempre la confianza es lo que cuenta porque como esto es tierra de nadie temen que su vivienda sea usurpada”, sintetizó Enzo el funcionamiento del circuito de alquiler en la Villa donde vive.

Roberto Baigorria, titular del Consejo de Organizaciones Sociales de la Defensoría del Pueblo, recordó que el Censo de 2010 arrojó como resultado que en las villas porteñas vivían 140 mil personas, pero ese dato ya es viejo porque diferentes ONGs que vienen realizando relevamientos con más frecuencia “ya en los años 2013, 2014, daban por encima de 200 mil personas”.

“Hoy hablamos de alrededor de 300 mil personas viviendo en villas. El cálculo es que más o menos un tercio alquila, así que estamos hablando de casi 100 mil personas alquilando en las villas de la ciudad de Buenos Aires”, precisó.

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE
Rodríguez Larreta: “La Manzana 66 es otro sueño que se empieza a hacer realidad”

Baigorria explicó a este diario que “vivir en una villa no es gratis sino que sale bastante caro o más caro de lo que se presupone y que eso es una real circunstancia por lo cual una persona come o no come bien”.

Si consideramos que el alquiler promedio en una villa es de 4 mil pesos eso implica que la canasta de indigencia llega a superar los 10 mil pesos porque si tomamos en cuenta la canasta de línea de indigencia que sacó la Dirección de Estadísticas y Censo de la Ciudad de Buenos Aires que está dando 8800 pesos más los 4 mil del alquiler, porque la canasta básica de alimentos no incluye el alquiler, se están superando los 12800 pesos”, explicó el referente de Barrios de Pie.

“La persona tiene que pagar para tener su techo una gran cifra, que a su vez es un techo que se denomina de hacinamiento crítico porque estamos refiriéndonos a un ambiente, a lo sumo dos, a veces con baño o sin, o sea condiciones habitacionales muy inferiores a las que tenés en el mercado formal del alquiler”, detalló.

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE
Denuncian invasión de ratas en un colegio del barrio de Flores

En ese sentido, resaltó que “para que una persona que alquila pueda superar la línea de indigencia necesita más de 10 mil pesos”, por eso subrayó que “no sólo se hace cara la vida, sino que muchos no tienen la posibilidad de alimentarse dignamente según la canasta que está administrando la Dirección de Estadísticas”.

Fuente consultada: Página 12

SN

Comentarios

Ingresa tu comentario

Anuncio

Más leídas

Propietario y Editor Responsable: Juan Braña
Director Periodístico: Roberto D´Anna
Domicilio Legal: Pedernera 772
CP: 1407
Ciudad de Buenos Aires
Teléfono de contacto: 153 600 6906
Registro DNDA Nº: RE-2019-73344925-APN-DNDA#MJ


contador de visitas gratis