Buenos Aires, 17/10/2018, edición Nº 2163
Conecte con nosotros

Deportes

Golpe al bolsillo del hincha: las entradas populares costarán 320 pesos

Todas las categorías subirán un 28% en relación a los valores de abril del año pasado, cuando se produjo el último aumento.

Publicado

el

(CABA) Antes de ir a ver un partido de fútbol habrá que mirar la billetera. Primer paso: transporte. Los que no tienen auto optan por ir en colectivo ($8 el boleto mínimo) o tren ($2,75 en el Roca; $5,5 en el resto de las líneas). Los de mayor presupuesto, pueden elegir un remise o un taxi, que nunca baja de los $100 o $150, dependiendo de la distancia. Una vez en la cancha, lo más importante: la entrada. A partir de la próxima semana, el bolsillo sentirá el 28% de aumento que definieron ayer los dirigentes de todas las categorías. Un ticket popular para ver un partido de la Superliga costará $ 320. Los menores pagarán $ 100. En el entretiempo habrá que entretener al estómago: una hamburguesa y una gaseosa pueden llegar a costar otros $ 100. Y a la salida, otra vez el colectivo, tren, subte o, si el bolsillo lo permite, un nuevo remise.

Al final del día, y sin contar el resultado del partido, ver fútbol en primera persona costará al menos $ 500 por persona. La ceremonia de llevar a un hijo a la cancha elevará el número hasta los $ 820, si es menor de edad. Si ya cumplió los 18, la cifra supera los $ 1000, contando un refrigerio en el entretiempo. Son $ 2000 al mes, ya que el fútbol argentino mantiene la prohibición para los hinchas visitantes y sólo se puede ir a dos partidos cada 30 días. La cifra es superior a los valores de las cuotas sociales de la mayoría de los clubes. Conclusión: por más que no se realicen otras actividades más allá de ir a la cancha, a la billetera le conviene que los hinchas se hagan socios. Y también beneficia a las instituciones: las cuotas sociales son el principal ingreso para más de la mitad de los equipos de la Superliga. Facturan más gracias a los socios que a los sponsors. Y que la TV.

Como es costumbre, el aumento en las entradas populares de la primera división provoca un efecto derrame sobre el resto de las categorías. Todas subirán un 28% en relación a los valores de abril del año pasado, cuando se produjo el último aumento. La primera división pasa de $ 250 a $ 320; la B Nacional, de $ 225 a $ 290; la B Metropolitana, de $ 170 a $ 220; la C, de $ 150 a $190; y la D, de $ 110 a $ 140. El incremento se decidió en la tarde de ayer, antes de la reunión de comité ejecutivo de la AFA. En un despacho contiguo a la sala de reuniones se expuso el flujo de ingresos promedio de los clubes de primera. Y, sobre todo, los aumentos en servicios (agua, luz, gas, impuestos municipales) de los últimos meses. A nadie se le escapó, tampoco, que en este comienzo de año tienen que firmarse las paritarias con el gremio de los controles (Utedyc), cuyo último incremento salarial data de comienzos de 2017. Tampoco obviaron que los adicionales de la Policía (en la Ciudad y en la Provincia, las dos jurisdicciones con mayor número de partidos por fin de semana) subieron de precio en diciembre y que, hasta ahora, ese valor no se trasladó a las entradas. Los dirigentes dan por hecho que la seguridad volverá a aumentar en los próximos días.

Con todo, se acordó un incremento del 28%, que según confirmó el propio presidente de la AFA, Claudio Tapia , comenzará a regir este mismo fin de semana. El valor nominal de las entradas les sirve a los clubes para recaudar en ocasiones especiales: cuando un partido suscita una atención especial y van a la cancha hinchas que no son habituales. Y que, por supuesto, no son socios. En la mayoría de los paridos, los inquilinos del tablón son asociados que no pagan. Por esta razón, los costos fijos de un encuentro en las categorías del ascenso (controles, ambulancia, seguridad, entre otros) hacen que cada partido deje un déficit gigantesco. Los clubes tienen que pagar esos servicios en efectivo, pero el dinero que les ingresa en la boletería cada vez les alcanza menos. El aumento actual, dicen los directivos, es para acortar esa brecha.

La progresión de los aumentos desde 2003
• 2003-04: 10 pesos
• 2005-07: 14 pesos
• 2008: 24 pesos
• 2009: 30 pesos
• 2010: 40 pesos
• 2011: 50 pesos
• 2012: 60 pesos
• 2013: 80 pesos
• 2014: 90 pesos
• 2015: 120 pesos
• 1/2016: 150 pesos
• 9/2016: 200 pesos
• 4/2017: 250 pesos
• 2/2018: 320 pesos

Fuente consultada: La Nación

Comentarios

Ingresa tu comentario

Más leídas

Propietario y Editor Responsable: Juan Braña
Director Periodístico: Roberto D´Anna
Domicilio Legal: Pedernera 772
CP: 1407
Ciudad de Buenos Aires
Teléfono de contacto: 153 600 6906
Registro DNDA Nº: 5345330


contador de visitas gratis

X