Buenos Aires, 20/06/2019, edición Nº 2409
Conecte con nosotros

Barrios

Tras la lucha de los vecinos, inauguran la Manzana 66 en Balvanera

Se trata de un nuevo espacio público y verde que incluye postas aeróbicas.

Publicado

el

(CABA) Arrancó como la lucha de un puñado de vecinos para evitar la construcción de un estadio para 18 mil personas en una de las comunas con menor cantidad de espacios verdes por habitante. Y se transformó en una férrea oposición a una visión de construcción de la Ciudad, en la que se priorizó un negocio privado por sobre las necesidades vecinales. Finalmente, este miércoles el Gobierno porteño inaugura la plaza que reclamaron, por la que marcharon, lucharon y por la que sufrieron los vecinos de Balvanera. Por eso fue bautizada con el nombre de «Plaza de los Vecinos«; se trata de la Manzana 66.

TAMBIEN PUEDE INTERESARTE
Fuerte polémica en las redes por el mensaje “Navidad es Jesús” en los carteles de la Ciudad

Esa manzana, la número 66 en el catastro porteño, está delimitada por las calles Catamarca y Moreno y las avenidas Jujuy y Belgrano. Clásica manzana de esa zona de la Ciudad: estaba compuesta por decenas de parcelas con 8,66 metros de frente, algunos con más de 50 metros de fondo. Poco a poco, un grupo inversionista compró las propiedades y las fue demoliendo, hasta que logró «vaciar» la manzana; desde las veredas sólo se podía ver el frente de viviendas y locales que ya no estaban, como si se tratara de una cáscara.

El objetivo era construir un estadio, pero para eso los dueños de la manzana necesitaban que la Legislatura la rezonificara. Y mientras que esperaban, la alquilaron para que funcionara un complejo de canchas de fútbol. Las luces de los reflectores y el ruido hasta bien entrada la madrugada alteraron al barrio.

Cuando los vecinos notaron lo que estaba sucediendo, comenzaron a juntarse y a visibilizar su reclamo. Pero pasaron de la protesta a la acción, lograron organizarse y transformar en ley el proyecto que idearon, una plaza, su plaza, la plaza de los vecinos. «Lo más doloroso en esta lucha fue ver cómo el Gobierno porteño se puso del lado de los empresarios, que querían construir un estadio innecesario y monstruoso para el barrio. No nos tuvieron en cuenta. Y tampoco nos vieron venir, no imaginaron que daríamos esta lucha», se enorgullece uno de los tantos vecinos que durante estos años habló con Clarín.

En una de las comunas con menor cantidad de espacios verdes por habitante (la 3, integrada por Balvanera y San Cristóbal), lograron la plaza; quizá no la que querían, pero plaza al fin.

Desde el Ministerio de Desarrollo Urbano, a cargo de la obra, explicaron que el diseño fue pensado para bajar el impacto en una zona con altos niveles de tránsito «por eso se puso el foco en ensanchar las veredas. Además se plantaron 161 árboles. El verde se encuentra elevado y está conformado por senderos que combinan césped y piso de piedra enresinado permeable».

TAMBIEN PUEDE INTERESARTE
Casi medio millón de personas visitaron el Parque Navideño en su sexta edición

El diseño de esta suerte de canteros circulares corrió por cuenta de Pablo Siquier: «Lo pensé en dos sentidos, por un lado, para acentuar la idea de isla, de un lugar para quedarse. Por el otro, busqué que tenga una forma identificable con mi trabajo», dijo el artista plástico, quien fue vecino del barrio y donó el diseño.

Además de juegos para chicos, la plaza cuenta con mesas de ping pong y ajedrez, bebederos, un circuito atlético con estaciones aeróbicas y un jardín de infantes. También le sumarán un Punto Verde, que se pondría en funcionamiento en enero. NR

 

Comentarios

Ingresa tu comentario

Más leídas

Propietario y Editor Responsable: Juan Braña
Director Periodístico: Roberto D´Anna
Domicilio Legal: Pedernera 772
CP: 1407
Ciudad de Buenos Aires
Teléfono de contacto: 153 600 6906
Registro DNDA Nº: 5345330


contador de visitas gratis

X