Buenos Aires, 23/10/2018, edición Nº 2169
Conecte con nosotros

Información General

La Provincia buscará bajar la reincidencia de la población carcelaria más joven con una “Unidad Modelo” en Campana

La nueva unidad recibirá a 611 internos de entre 18 y 21 años; el estudio y la capacitación, obligatorios.

Publicado

el

(PBA) Es una apuesta fuerte y novedosa: una cárcel exclusiva para presos de entre 18 y 21 años, que estén condenados o procesados por delitos cuya expectativa de pena máxima sea de cinco años, en la que estén ocupados todo el día, con estudio, talleres de oficios, deporte y cultura, en la que reciban de parte de profesionales especialmente capacitados, una asistencia integral en salud, tratamiento de adicciones y contención.

El diagnóstico es que casi la mitad de los 40.161 reclusos que hay en la provincia de Buenos Aires tiene menos de 29 años, y que en un contexto de sobrepoblación carcelaria, esa población joven, proveniente de contextos sociales difíciles, con fuertes carencias familiares y educativas, hiperactiva e impulsiva, atravesada por las adicciones, es poco menos que un polvorín. Por eso, juzgan las autoridades provinciales, hay que probar con sistemas asistenciales novedosos, segmentados, para poder medir su efectividad a futuro.

El objetivo es que, llegado el momento -por sentencia cumplida o por salidas anticipadas-, esos jóvenes asistidos con métodos especiales, amplios recursos y entornos favorables puestos a disposición puedan reinsertarse en la sociedad con herramientas suficientes como para no volver a ser tentados por la vida del delito o por el camino de la violencia. ¿El norte? Reducir drásticamente la reincidencia.

TAMBIEN PUEDE INTERESARTE
Estudiantes de El Palomar fueron destacados por desarrollar un separador de residuos inteligente

Ese programa de doble eje -ocupación plena y abordaje asistencial intensivo-, que hoy alcanza a 1695 internos “jóvenes adultos” alojados en más de media docena de establecimientos carcelarios de la provincia, tendrá una puesta en práctica inédita en la nueva cárcel que se está terminando de construir en Campana, al lado de la Unidad 41, en el kilómetro 5,5 de la ruta 6. Allí funcionará la Unidad Modelo para Jóvenes, que desde principios del año próximo acogerá a 616 jóvenes en instalaciones cuya superficie destinada a celdas será casi la misma que la que ocuparán las aulas y los talleres.

Estarán a cargo de personal especialmente capacitado para actuar con este programa: serán 400 agentes, dedicados unos a la seguridad y otros, a la asistencia y tratamiento.

Desde que asumimos tomamos el compromiso de aumentar la asistencia y el tratamiento de los internos. Pero entendimos que no era posible calificar el impacto y los resultados de las políticas de resocialización adoptadas si no podíamos tener un parámetro de medición. Analizamos otras dos experiencias, una de Alemania y otra de Estados Unidos, y decidimos enfocarnos con este grupo etario que es el que más expectativa de vida tiene y, al mismo tiempo, el que supone la población más riesgosa por las características intrínsecas de la juventud”, explicó a La Nación el ministro de Justicia bonaerense, Gustavo Ferrari.

Algunos números permiten entender a qué se refieren las autoridades cuando hablan de una “bomba de tiempo” que hay que buscar desactivar en el cortísimo plazo con un arsenal de recursos del Estado: el 82% de la población carcelaria no tiene estudios secundarios completos, muchos no terminaron la primaria y hay, incluso, analfabetos.

Entre los 3402 “jóvenes adultos” alojados en el Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB), el 58% carga con acusaciones por delitos contra la propiedad (en su mayoría, con armas); el 12%, con homicidios -consumados o en grado de tentativa-, y el 11%, por casos relacionados con drogas. Prácticamente todos tienen, en mayor o menor medida, problemas de abuso de estupefacientes. Vienen de hogares desintegrados o disfuncionales, carecen de proyección en cuanto a su expectativa de vida y progreso. En charlas intramuros admiten que, antes de ser atrapados por el brazo de la ley, cometer un delito tras otro -hasta veinte por semana- era su forma de vida asumida.

TAMBIEN PUEDE INTERESARTE
Reglamentan el pago en tres cuotas del consumo de gas en el invierno

“Tenemos que romper esa lógica de falta de expectativa poniendo todos los recursos disponibles para asistirlos y dotarlos de herramientas que les permitan tener oportunidades una vez que salgan. Estamos trabajando con varios ministerios y dependencias de la Nación y de la provincia, con fundaciones e incluso con empresas para poder hacer un fuerte acompañamiento extramuros. Porque el que no consiga entrar en el mercado formal puede ser rápidamente captado otra vez por quienes viven del delito”, precisó Ferrari.

Mientras, el equipo que capitanea el jefe de gabinete de Ferrari, Fernando Manzanares, ya está en proceso de selección de los 616 internos que ocuparán la unidad en 2019. Son internos que se inscribieron como voluntarios en el programa; pasaron las etapas previas de preselección y consolidación, cumplen estudios y capacitación en los penales en los que ahora están alojados, y esperan entrar en la etapa de preegreso en la Unidad Modelo para Jóvenes.

Los seleccionados deben firmar un “acta de conformidad“; así, se comprometen a cumplir pautas de convivencia alejadas de la violencia interpersonal, cumplir horarios y actividades, y mantener su aseo personal y la limpieza y cuidado del edificio.

La gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, recorrerá esta mañana la nueva penitenciaría de Campana, cuya construcción está avanzada en un 95%. Allí anunciará la puesta en marcha de la Unidad Modelo de Jóvenes, la que desde el año próximo alojará 611 internos de entre 18 y 21 años que recibirán un tratamiento resocializador especial basado en la plena ocupación de su tiempo de reclusión y el abordaje asistencial intensivo. El penal tendrá cuatro módulos con celdas para cuatro internos con baño privado cada una, edificaciones para aulas y talleres, un polideportivo, áreas para huerta y dos dispositivos especiales donde los reclusos harán el tratamiento de los residuos que se produzcan en la cárcel. NR


Fuente consultada: La Nación

Comentarios

Ingresa tu comentario

Más leídas

Propietario y Editor Responsable: Juan Braña
Director Periodístico: Roberto D´Anna
Domicilio Legal: Pedernera 772
CP: 1407
Ciudad de Buenos Aires
Teléfono de contacto: 153 600 6906
Registro DNDA Nº: 5345330


contador de visitas gratis

X