Buenos Aires, 27/04/2018, edición Nº 1990
Conecte con nosotros

Información General

Mar del Plata estrena su primera facultad pública y gratuita de Medicina

Integra la universidad nacional de esa ciudad; los alumnos harán las prácticas en centros de salud; no tiene examen de ingreso.

Publicado

el

(PBA) A los 18 años hizo el primer intento en Rosario, donde cursó algunas materias hasta que cuestiones personales la obligaron a regresar. Ama de casa casi siempre, estudiante de hemoterapia un rato, Graciela Romanelli siente que en estas cuatro décadas el sueño de médica le siguió sus pasos. Ahora, con 59, cinco hijos y dos nietos, la oportunidad se le abrió aquí, a cuadras de su casa. Es uno de los 2200 alumnos que desde esta semana cursan la flamante carrera de Medicina que, en el sistema público, estrena la Universidad Nacional de Mar del Plata (Unmdp).

“Es una cuenta pendiente. El tiempo dirá si estoy en condiciones de ser la profesional que quiero y ejercer”, afirma a La Nación esta marplatense que salió cargada de apuntes del histórico y renovado edificio del Instituto Nacional de Epidemiología (INE), una de las dos sedes para el funcionamiento de la debutante Facultad de Medicina.

La carrera se gestó hace dos años y medio y, en diciembre último, con todas las instancias cumplidas, se habilitó la inscripción. En el listado aparecen aspirantes de todo el país, e incluso del exterior. A la fecha hay 3200 aspirantes y 2500 inscriptos, lo que es récord en esta universidad. La primera cifra triplica y la segunda duplica el mayor número de ingresos a abogacía, que cada año tiene 1000 alumnos nuevos.

De los 3200 anotados, un millar aún deben cumplimentar algunos trámites para regularizar su situación. Adrián Alasino, coordinador de la carrera, dijo a La Nación que se ha superado una instancia fundamental, como era llegar al inicio del ciclo lectivo con instalaciones disponibles, y un plantel de 90 docentes que se ocuparán de las 60 comisiones, repartidas en tres turnos.

No hay examen de ingreso. En este primer mes cursan dos módulos sobre funcionamiento del sistema universitario y la propuesta pedagógica basada en derecho de la salud y el sistema sanitario local.

Planificamos una carrera con un estudiante con alta exposición a escenarios de salud“, destacó Alasino, para lo cual consideró fundamental la infraestructura local, con 33 centros de salud municipales; uno intermedio, como es Centro de Especialidades Médicas Ambulatorias; dos hospitales interzonales, General (HIGA) y Especializado Materno Infantil (Hiemi), y más de una decena de clínicas privadas.

Alasino insiste en que se colocará al estudiante en escenarios de salud real, lejos de la vieja metodología de pasar por miles de páginas de libros en clases de puro contenido teórico. También habrá una presencia más fuerte de instrumentos y equipamiento de simulación, considerados hoy más ventajosos que el aprendizaje limitado a cadáveres. “Buscaremos entrenar la competencia y volver a una práctica humanizante, de mayor contacto con el paciente”, detalló.

Además de la sede del INE, que nació en 1893 como Hospital Marítimo, especializado en atención de tuberculosis extrapulmonar y luego mutó a la especialización epidemiológica, se usa para clases un edificio céntrico del Colegio de Martilleros local. En el primero funcionarán centros de simulación de baja complejidad, y los de alta complejidad estarán en el HIGA. Se firmó un convenio con el Hospital Privado de la Comunidad para que los alumnos tengan espacios de aprendizaje y práctica.

La ciudad tiene que resolver un proyecto para construir un hospital municipal y la opción a largo plazo de pensar en un hospital universitario. Mar del Plata tiene una oferta de 6500 médicos, casi todos formados fuera de la ciudad. La Plata y Buenos Aires eran las facultades más elegidas. Recién asoman aquí las primeras promociones de la carrera de Medicina de la Universidad Fasta, que inauguró la oferta local en la especialidad. La de la Unmdp es la primera pública y con acceso gratuito.

Camila Cottini y Felicitas Romero son de General Madariaga, a 120 kilómetros de Mar del Plata. Tienen 19 años, egresaron juntas de la secundaria en 2015 y hoy recorren todos los días 120 kilómetros en ómnibus para cursar Medicina en la Unmdp. “Había intentado el año pasado con Nutrición en La Plata, pero era un caos por la cantidad de gente”, dijo Camila sobre la carrera que abandonó. “Probé con abogacía, pero preferí esperar ésta; siento que es lo mío“, agrega su compañera.

Con papá cirujano, mamá enfermera y hermano flamante médico, Gonzalo Rojido, de 19 años, tiene claro que la salud es su destino. Y encontró la posibilidad acá, a 60 kilómetros de Balcarce, donde vive, y a más de 2000 de su domicilio natal, en Tierra del Fuego. “Siempre me pregunto si estaré a la altura de las exigencias de la carrera”, dice a La Nación después de las primeras cuatro horas de clases. “Es la profesión que me gusta”, añade quien también sueña con que, en unos años, lo llamen “doctor Rojido”. NR

Fuente: La Nación

Comentarios

Ingresa tu comentario

Más leídas

Propietario y Editor Responsable: Juan Braña
Director Periodístico: Roberto D´Anna
Domicilio Legal: Pedernera 772
CP: 1407
Ciudad de Buenos Aires
Teléfono de contacto: 153 600 6906
Registro DNDA Nº: 5345330


contador de visitas gratis

WP Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
X