Buenos Aires, 17/10/2017, edición Nº 1798

Zulma Ortiz: “Se necesitan no menos de 8 años para mejorar el sistema”

La ministra de Salud de la Provincia explicó que hay obras en marcha, pero que el problema de infraestructura responde a 20 años de falta de inversión.

(PBA) Sanjuanina, de 52 años, Zulma Ortiz desde marzo está a cargo de uno de las áreas más sensibles de la administración Vidal: el sistema de salud público al que acuden el 40% de los 16 millones de bonaerenses. Especialista en epidemiología, fue asesora de Unicef y tiene una especialidad en Gestión y Políticas de Salud. El resultado de su experiencia profesional parece estar desplegado en la mesa de reuniones en la que recibe a Clarín. Son cuadros, planillas y un relevamientos de los centros de salud bonaerenses. El diagnóstico es grave: 53 de los 79 hospitales públicos están en situación crítica; dos o quizás cuatro hay que demolerlos para rehacerlos y faltan al menos 2.103 profesionales para poder resucitar las 636 camas que se perdieron tras años de desinversión. El plan que muestra indica que las obras ya comenzaron en 27 de ellos, pero que se necesitarán 8 años para recuperar la infraestructura edilicia.

-¿Por dónde empezaron?
-A los 5 días que asumimos se cayó el techo del Sor María Ludovica, el hospital de Niños de La Plata. Un desastre. Faltaba lo básico. El sistema de salud bonaerense está dividido en 12 regiones sanitarias, que incluye más de dos o tres municipios. La problemática es muy diferente y el impacto lo es también. Es importante saber que 53 de los 79 hospitales requieren obras y que, además, éstas tienen un valor diferencial de acuerdo a la región. Por ejemplo en la 6 -en el Conurbano- es donde se produce la mayor mortalidad materno-infantil y tener mal el hospital impacta en los sectores más vulnerables.

-¿Cómo planean mejorar esto?
-Se armó un plan. En este año se pusieron en marcha 39 obras en 27 hospitales. Se hacen con (el Ministerio) de Infraestructura por un monto de $1.155 millones. Para el próximo año tenemos comprometidos más de 100 obras y más de $2 mil millones.

-¿Cuándo calcula que se puede poner la infraestructura a punto?
-Se necesitan 18 mil millones de pesos y no menos de 8 años para mejorar el sistema. Hay que poner a punto años de desidia.

-Si hubiera más fondos, ¿se podría acelerar el proceso?
-No, porque no es una cuestión sólo de recursos económicos, la mayoría de estas obras se hacen con los hospitales funcionando. Se trata de una planificación porque en algunos casos, que hemos tratado de evitar en esta etapa, se necesita cerrar servicios transitoriamente. Lo importante es que la Gobernadora tomó la decisión de ir con la verdad, hacer el relevamiento y apostar a un mejoramiento progresivo al máximo de lo que se pueda teniendo en cuenta el servicio y funcionamiento.

-Pero los problemas no son edilicios, también falta personal.
-Sí, también el problema es de recursos humanos: porque cuando las condiciones edilicias son malas las condiciones generales para trabajar lo son. Van de la mano. A la falta de especialistas, que se da en todo el país, se suma en este caso un mal salario.

– ¿Cuál es el principal problema para mejorar la dotación?
-En líneas generales lo que le pasa a la Provincia es lo mismo que le pasa al resto del país. Faltan pediatras, médicos para neonatología, terapia intensiva infantil y de adultos, están empezando a haber problemas en clínica médica cada vez más serios. El otro problema es el desorden en la organización de este recurso humano. No hubo políticas que regulen la distribución de las especialidades y con falta de financiamiento para infraestructura nos encontramos con neurocirujanos que no operan o con cardiocirujanos que no tienen salas de cirugía.

-Y salarios bajos..
-Sí, el otro factor son las condiciones laborales, que incluyen el salario. Hay un caso particular que son los médicos en formación, los residentes. Que trabajan 96 horas semanales con un sueldo muy magro de 12.000 pesos que por reglamento no pueden trabajar o estudiar. Queremos cambiar eso, ya lanzamos un programa.

-¿Cuál es el déficit de personal?
-Por carencias y desorganización del sistema se fueron cerrando servicios sobre todo en especialidades básicas, para recuperarlos se necesitarían 636 camas y 2.103 profesionales entre médicos y enfermeros, que hoy no están en el sistema. Este objetivo se puede alcanzar en 4 a 5 años porque es necesario formarlos.

-Se reabrieron las paritarias del sector y el jueves los gremios rechazaron la oferta.
-Ofrecimos el 32,8% respecto a diciembre. Tenemos limitaciones económicas. La Provincia, como lo dijo la Gobernadora, está desfinanciada. Son 60.000 trabajadores de Salud y cualquier modificación es mucho dinero. Hemos hecho un reconocimiento explícito de que se gana muy poco. Hoy apelamos a la vocación y una visión compartida para reconstruir entre todos el sistema. Ir juntos a la búsqueda de mejores condiciones y eso va a llegar. NR

hospital-melendez1

Comentarios

Ingresa tu comentario