Buenos Aires, 28/03/2017

Vuelve la marcha de la resistencia, en Plaza de Mayo

Comenzó a las 17 y durará hasta mañana a la misma hora. Encabezan las Madres de Plaza de Mayo, después de 10 años sin hacerla.

(CABA) Y un día volvió la Marcha de la Resistencia. La Asociación Madres de Plaza de Mayo retoma hoy –después de diez años– la histórica marcha de 24 horas de duración inaugurada en plena lucha desesperada contra la dictadura, en 1980. “Esta vez, no es para acompañarnos a nosotras, como fue siempre, sino que las madres ofrecemos esta marcha con tanta historia para los compañeros desocupados, para que vean que hay alguien que se preocupa por ellos”, definió Hebe de Bonafini. la convocatoria es a las 17 horas en la Plaza y la invitación es a quedarse “haciendo ruido” hasta el sábado a la misma hora.

Así, volcada con entusiasmo en los preparativos, pasó Hebe los últimos quince días. Se reunió con intendentes, legisladores y dirigentes sociales. “La idea prendió enseguida, porque el enemigo volvió a estar en la Casa Rosada”, explicó sobre las razones de la reedición diez años más tarde, todo un hecho simbólico para ella. La última marcha, de “despedida”, había sido en 2006, y se había dejado de convocar “por la sencilla razón de que no había más un enemigo en la Casa de Gobierno sino un amigo, que era Néstor”, dijo.

La última de las reuniones fue ayer temprano. Bonafini recibió en la sede de la Asociación a los diputados Máximo Kirchner y Andrés “Cuervo” Larroque, a quienes, dijo, mantuvo un buen rato “explicándoles la génesis de las madres, que son la maternidad, el rechazo al capitalismo y al individualismo”. Después, se abocó “a transmitirles el conocimiento de años de cómo hacer esta marcha. Nosotras sabemos cómo se hace, cómo se arma. Lleva mucho trabajo, pero estoy contenta porque ha sido muy lindo ver cómo todos quisieron colaborar”.

Máximo Kirchner será uno de los oradores el sábado, durante el acto de cierre, junto a la propia Hebe, el diputado Edgardo Depetri y el intendente de Ensenada, Mario Secco. El epicentro será la Plaza de Mayo, pero desde la organización aseguran que “la convocatoria asume un carácter nacional, invitando a replicar la iniciativa, el 26 y 27 de agosto, en cualquier plaza del país”.

La consigna de la convocatoria es “Por el derecho a trabajar, resistir sin descansar. Cristina conducción”. “¿Porqué ponés eso? Yo quiero ser militante”, cuenta Bonaifini que fue la reacción de la ex presidenta al leer la frase, que estará impresa en la bandera que encabezará la marcha y tendrá la firma de todas las organizaciones convocantes. “Le dije que ella ya no manda más, que ahora manda el pueblo”, contó entre risas.

Lejos de un intento desestabilizador, el eje de la convocatoria son “los compañeros desocupados”, enfatizó Bonafini. “No es para pedir comedores, ni para pedir merenderos, ni para pedir comida en los supermercados, ni subsidios. Es para pedir trabajo digno”, aclaró. “Ni miserable, ni en negro. Trabajo digno. Hay que dar vuelta la tortilla. Sino vamos siempre a pedir como pobres y no es así, tenemos que tener otras aspiraciones, como las que teníamos con el gobierno de Cristina.”

La idea, dijo, le surgió durante la movilización espontánea que la abrazó el jueves 5 de agosto pasado luego de que el juez federal Marcelo Martínez de Giorgi intentara detenerla en el marco de la causa Sueños Compartidos. “Fue tan inesperada la reacción como lo fue la marcha de los 2000 jueves”, recordó. “Se me ocurrió entonces ofrecer la marcha, que sea de todos y para todos, especialmente para los compañeros desocupados. Y que sea otra vez una multitud”, dijo.

Mientras repasaba lo que no podía faltar en la organización –habrá varios numeros musicales, pero prefiere la sorpresa–, rememoró aquella primera Marcha de la Resistencia. “Eramos 70 madres solas, rodeadas de 300 policías y con las luces de la plaza apagadas. El periodista Jean Pierre Busquet nos dijo que si lográbamos pasar toda la noche en la plaza, sin que los milicos nos lleven, les habíamos ganado. Y así fue. Mirá dónde estamos ahora, cuantos milicos hay en cana, aunque no todos los que quisiéramos.”

Para hoy, Hebe pidió “una plaza llena con bombos, platillos, con 24 horas de ruido que retumbe en los edificios y las veredas” y “que vengan todos los que no tienen trabajo, porque la marcha es para ellos”.

S.C.

Comentarios

Ingresa tu comentario