Buenos Aires, 12/12/2017, edición Nº 1854

Vino: seis bivarietales de hasta $ 30, perfectos para la mesa diaria

En la góndola hay tintos de hasta 30 pesos que son ideales para las comidas entre semana. En esta nota, seis buenas etiquetas para la mesa diaria. (Ciudad de Buenos Aires) Las cenas entre semana no son gran cosa: milanesas, un bifecito de pollo, churrasco y papas hervidas con oliva, algún que otro arroz, una pizza. Claro que si las acompañás con una copa de tinto les sumás un plus...

En la góndola hay tintos de hasta 30 pesos que son ideales para las comidas entre semana. En esta nota, seis buenas etiquetas para la mesa diaria.

copa-vino-parabuenosaires.com

(Ciudad de Buenos Aires) Las cenas entre semana no son gran cosa: milanesas, un bifecito de pollo, churrasco y papas hervidas con oliva, algún que otro arroz, una pizza. Claro que si las acompañás con una copa de tinto les sumás un plus de sabor importante. El problema está en dar con esos vinos ricos y baratos que cumplan bien su función.

Como los varietales en general cotizan bien, en la góndola de los vinos accesibles vas a conseguir una serie de bivarietales que acompañan tu economía doméstica. Son tintos en los que ninguna variedad está al 85% y de los que por menos de 30 pesos podés conseguir ricas perlitas para la mesa diaria. A continuación, un listado con seis blends, buenos, bonitos y baratos del mercado para que puedas sacarle provecho a tus comidas sin romper el chanchito.

Finca Natalina Syrah Malbec 2011 ($10). Aclaro que es el de etiqueta amarillo pálida, para que luego no haya confusiones con sus hermanos de línea y etiqueta blanca. En todo caso, la gran virtud de este tinto es que por diez mangos –en el chino, claro- te propone un combo sensato sin grandes aportes ni profundas decepciones. Como buen tinto sanjuanino es liviano, con el paso suave y el perfume apenas tocado por el recuerdo del roble. Para ponerle sabor a unas milanesitas con una ensalada de verdes y cebolla de verdeo, está muy bien.

Estancia Mendoza Cabernet Malbec 2011 ($18). Los muchachos de Estancia Mendoza manejan una terrífica relación calidad precio. Especialmente en sus bivarietales, como en este caso, que cruza la raza del Cabernet Sauvignon con la gracia del Malbec para hacer un tinto frutado, sencillo y de paladar amable. Ni más ni menos que uno para las cenas cotidianas, sea que prepares unos ravioles rellenos de ricota con un pesto comprado, o si cocinás una provoleta con ensalada verde y le ponés el crocante de semillas de Tau Delta -que suma una pizca de coriandro-.

Santa Florentina Cabernet-Merlot 2011 ($20). En Cooperativa La Riojana tienen claro una cosa: el vino debe estar hecho para que la gente lo tome. No se trata de cobrarlo caro para que la imagen del producto sea bienvenida, sino de que el público consuma en su casa y a gusto. Por eso elaboran bivarietales que destacan por su sencillez de paladar. En este caso, el combo de Cabernet-Merlot propone cuerpo medio y paso jugoso, con un rico sabor entre herbal y frutado que le pondrá sabor a un churrasco vuelta y vuelta con un puré de papas hecho con abundante manteca.

Los Árboles Cabernet-Malbec 2011 ($25). Navarro Correas produce una gama de tintos frutados y de cuerpo medio en su línea Los Arboles que tienen la buena virtud de ser expresivos. El que más, a mi parecer, es este blend de Cabernet y Malbec, que destaca por su abundante y clara fruta roja y por el paso cordial por el paladar. Ideal para tener en casa y acompañar un bife angosto bien jugoso –condimentado con ajo picado y ají molido- junto a un tomate partido al medio, oliva, sal gruesa y pizca de orégano.

Jean Rivier Bonarda-Malbec 2010 ($30). En San Rafael estas dos uvas son bien cultivadas, pero rara vez descollan en forma individual, opacadas siempre por los buenos Cabernet de la zona. Claro que juntas dan vida a un tinto fuera de serie para su segmento de precio: abierto, con un perfil frutado que recuerda a las cerezas y a las moras, en boca es un paso amable y lleno de sabor, bien apoyado en una acidez correcta que el paladar agradece con las comidas. Perfecto para la mesa, acompañalo con una colita de cuadril al horno, bien jugosa, y con un chimichurri como el etiqueta negra de Arytza.

Marcus Cabernet Merlot 2011 ($30, aunque lo podés conseguir a $21). La bodega patagónica Humberto Canale completó su clásica línea Marcus con una gama de bivarietales con carácter patagónico. Ejemplos de relación calidad precio, hoy podés conseguir en el chino de tu cuadra una botella de este ejemplar fragante y frutado, con rica boca y de acidez perfecta para la buena mesa. Tanto, que es un voto cantado para unas pastas fileto o una bolognesa.

Fuente: Planeta Joy

parabuenosaires.com

Comentarios

Ingresa tu comentario