Buenos Aires, 15/12/2017, edición Nº 1857

Uruguay permite pagar con pesos argentinos los alquileres del verano

La operaciones podrán hacerse desde Buenos Aires, a través de la sucursal porteña del Banco República de Uruguay, que faacilitará el giro de dinero. También reintegrará el 10,5% del valor de alquileres de inmuebles pagados con tarjetas de crédito a través de inmobiliarias formales. (Ciudad de Buenos Aires) Los controles fijados en la Argentina para desalentar la compra de divisas impulsaron al gobierno de Uruguay a lanzar una serie de...

La operaciones podrán hacerse desde Buenos Aires, a través de la sucursal porteña del Banco República de Uruguay, que faacilitará el giro de dinero. También reintegrará el 10,5% del valor de alquileres de inmuebles pagados con tarjetas de crédito a través de inmobiliarias formales.

(Ciudad de Buenos Aires) Los controles fijados en la Argentina para desalentar la compra de divisas impulsaron al gobierno de Uruguay a lanzar una serie de medidas de cara al verano, con el objetivo de no perder turistas. Así, otorgará ciertos beneficios impositivos a extranjeros que decidan visitar cualquier punto del país presidido por José ?Pepe? Mujica.

?Las medidas, de carácter impositivo, ya fueron aprobadas por el Senado. Este martes se tratan en Diputados. Pero ya sabemos que se aprobarán, porque hay total acuerdo para hacerlo?, comentó ayer la ministra de Turismo y Deportes de Uruguay, Liliam Kechichian, en un encuentro con periodistas argentinos.

La mayoría de las medidas regirán entre el próximo 15 de noviembre y el 30 de marzo de 2013 y son válidas no sólo para los argentinos, sino para todos los extranjeros que visiten Uruguay. Entre ellas, se destaca la devolución del 18,5% del IVA (sobre un total de 22%) en pagos con tarjeta de crédito de todos los servicios de gastronomía, alquiler de autos y en gastos para organizar eventos (desde el catering hasta la iluminación).

También se reintegrará el 10,5% del valor de alquileres de inmuebles pagados con tarjetas de crédito a través de inmobiliarias formales. En ambos casos, la devolución se concreta en el resumen del mes siguiente de las tarjetas de crédito.

Los turistas extranjeros que opten por alojarse en hoteles ya gozan, desde hace unos años, de la exención del pago del 10% de IVA, por eso estos establecimientos no forman parte de estas medidas.

Además, a los autos con patentes extranjeras que ingresen a Uruguay se les dará, a partir de diciembre, un bono de u$s 25, por única vez, para cargar combustible. La ministra explicó que además, desde hace unos años, las estaciones de servicio cercanas a la frontera no cobran el 28% de un impuesto interno al combustible.

La funcionaria estimó que el Estado dejaría de recaudar unos u$s 12 millones en impuestos por estas medidas. ?Pero no lo vemos como una pérdida de recursos, sino como una forma para que vayan muchos turistas a Uruguay. Creemos que será una buena temporada. Además, al centrarse en pagos con tarjetas, esperamos dar batalla también a la informalidad en algunos servicios, como la gastronomía?, explicó Kechichian.

Adicionalmente, la sucursal de Buenos Aires del Banco República de Uruguay facilitará el giro de dinero para pagar servicios turísticos (hoteles, agencias, alquileres) en el país vecino. Cobrará sólo u$s 10 por operación, más allá del monto total, y acepta pesos argentinos, que la entidad convierte en dólares a la tasa oficial local. Kechichian aclaró que en estos giros ?rigen los requisitos fijados por el gobierno argentino. Uruguay es muy respetuoso de ello?.

En paralelo, algunos hoteles anunciaron, junto a una de las cámaras del sector, rebajas del 15% a extranjeros que paguen con tarjetas.

En 2011, Uruguay recibió u$s 2.000 millones en ingresos por turismo extranjero. ?Ya es el segundo generador de divisas del país, detrás del sector agropecuario. Superó a la exportación de carne, que quedó en tercer puesto?, precisó Kechichian, ante una consulta de El Cronista. De ahí la importancia de las medidas, más si se tiene en cuenta que los argentinos son, lejos, los principales turistas del exterior, con 1,6 millones de personas en 2011, en un país de 3,3 millones de habitantes. En tanto, recibió unos 650.000 brasileños, cuatro veces más que en 2006. ?No sólo somos países vecinos, tenemos toda una historia y cultura en común. Es muy difícil pensar un verano sin argentinos. Facilitamos la llegada para que el flujo se mantenga como venía?, destacó el Embajador de Uruguay en Argentina, Guillermo Pomi Barriola.

?El turismo es una política de Estado en Uruguay?, destacó la ministra. De hecho, de la reunión con la prensa local, además de ella y el embajador, participaron intendentes de departamentos de Uruguay, que pertenecen a diferentes partidos políticos (Frente Amplio, Nacional o Colorado), para impulsar juntos el turismo. ?Cuando estamos en campaña nos arrancamos los carteles. Pero también trabajamos juntos?, ironizaron.(Cronista)

Comentarios

Ingresa tu comentario