Buenos Aires, 25/06/2017

Una estudiante se tiró del balcón para que no la violaran en La Plata

Un hombre irrumpió en su departamento y para evitar el abuso se arrojó de un segundo piso. Está internada y el agresor detenido.

(PBA) Un hombre le dijo que vivía en el mismo edificio y lo dejó entrar. Después la empezó a golpear y la llevó de los pelos hasta su habitación. En medio de la desesperación, ella saltó del balcón del departamento porque estaba segura de que la iba a violar. A pesar de los golpes que sufrió con la caída, este acto impulsivo y casi irracional fue lo que la salvó de un destino mucho peor.

Así relató una joven estudiante de medicina de 23 años -oriunda de Bahía Blanca- los momentos de terror que vivió en su casa de La Plata. Está internada en terapia intensiva y fuera de peligro, pero sin decidir si va volver a vivir en el domicilio. Una vez que se recupere de las heridas, viajará a su ciudad natal para pasar el verano.

“Me dijo que nunca pensó en las consecuencias y que menos mal le pasó a ella y no a Macarena, nuestra hermana menor”, relató Pablo, hermano de la víctima. Además de los golpes, la joven presenta un corte en el mentón.

Según publica el diario El Día, la chica, identificada por la Policía como Nadia Sepúlveda, fue trasladada al hospital San Martín con algunas heridas, pero los médicos constataron que no revestía gravedad y a la tarde le dieron el alta.

Los vecinos escucharon los gritos en el departamento y frustraron el intento de escape del agresor. Lo redujeron hasta que llegó la policía. El hombre, de 33 años, sostuvo su inocencia y aseguró ser un vendedor ambulante, aunque quedó detenido. Por ahora el caso fue caratulado como intento de robo, aunque la declaración de la joven será clave para determinar qué tipo de delito se le imputará.

Todo comenzó alrededor de las 9:30 ayer en un edificio ubicado en 61, casi 6. Y el sospechoso fue detenido por el Comando de Patrullas, que lo identificó y llevó a la comisaría Novena. El agresor vive en Ciudad Evita.

“Ella llegó de Bahía Blanca, hace dos meses que vive ahí, y se encontró al muchacho. Él le dice que vive en el edificio. Ella lo dejó pasar y empezó a subir con los bolsos. Cuando abre la puerta del departamento, él le pega un puñetazo. Ahí empiezan a forcejear y comienzan los gritos. La empieza a llevar para la habitación de los pelos. Se logró soltar, quiere escapar pero cuando va abrir la puerta se queda con el picaporte en la mano porque él la traba. Vuelven a luchar y la golpea, se vuelve a zafar, sale corriendo y no lo piensa y salta. Ella me dijo que pensó que podía agarrarse de una rama, pero no es tan fácil”, relató Pablo.

“Ella me dice que la quería violar. Todo el tiempo le decía que se callara. Los vecinos lo redujeron y no opuso resistencia”, agregó el joven en diálogo con la prensa. Reveló entre otras cosas que se trataría de un vendedor ambulante con HIV, quien no llegó a abusar de la joven. “No fue una tentativa de robo. Ahora esperamos que mejore porque sabemos que esto no queda acá”, agregó el hermano.

A su turno, un vecino relató lo ocurrido y dio detalles de cómo lo atraparon. “Como venían de afuera, salí a la calle y la vi tirada en el piso, con su mochila que tenía las cosas desparramadas”, describió Lucas, que luego se encontró cara a cara con el delincuente. “La chica me dijo que en su casa entró un ladrón, que le había pegado una trompada en la cara y le había provocado un corte sangrante en el mentón”, recordó.

S.C.

Comentarios

Ingresa tu comentario