Buenos Aires, 16/12/2017, edición Nº 1858

Una diputada del PRO quiere suspender la Cadena Nacional

El proyecto es impulsado en la cámara de Diputados de la Nación, por la diputada del PRO Laura Alonso, quien sostiene  que la Cristina Kirchner hace un “uso abusivo” de la herramienta de comunicación presidencial. Traductora presidencial al Lengua de Señas. Se hizo famosa en Twitter con el hashtag #LaMuda (Ciudad de Buenos Aires) El anuncio fue realizado desde la cuenta de twitter de la funcionaria @Lauritalonso y en pocos minutos #chaucadena se convirtio en...

El proyecto es impulsado en la cámara de Diputados de la Nación, por la diputada del PRO Laura Alonso, quien sostiene  que la Cristina Kirchner hace un “uso abusivo” de la herramienta de comunicación presidencial.

Traductora presidencial al Lengua de Señas. Se hizo famosa en Twitter con el hashtag #LaMuda

(Ciudad de Buenos Aires) El anuncio fue realizado desde la cuenta de twitter de la funcionaria @Lauritalonso y en pocos minutos #chaucadena se convirtio en uno de los temas más hablados de la jornada.

Alonso, quien representa a la Ciudad en la Cámara de Diputados de la Nación, explica en los fundamentos de la iniciativa que “por medio de este proyecto de ley proponemos la supresión de la llamada ‘cadena nacional’ que se encontraba prevista en la antigua ley de radiodifusión y se prevé en el artículo 75 de la actual ley que regula los servicios de comunicación audiovisual”.

Y añade: “En el primer caso, la ley preveía su utilización para necesidades vinculadas con la seguridad nacional, mientras que el artículo 75 de la vigente ley 26.522 establece la facultad discrecional del Poder Ejecutivo Nacional para disponer la integración de la cadena de radiodifusión con carácter obligatorio para todas los licenciatarios y en caso de ‘situaciones graves, excepcionales o de trascendencia institucional'”.

Para la diputada “la cadena nacional es una rémora del pasado autoritario. Nos remonta a épocas del país a las que la Argentina nunca más volverá. En la era de Internet, donde millones de personas acceden a y producen la información de manera constante y en tiempo real, la cadena nacional es un elemento de museo. Sin embargo, el uso abusivo y masivo de este instrumento por parte de la Presidenta de la Nación revela que -de mantenerse la norma sin modificaciones – éste puede ser utilizado discrecionalmente para satisfacer necesidades políticas coyunturales”.

Asimismo, sostiene que “esta situación podría agravarse en años electorales. Los actuales antecedentes alertan respecto del uso abusivo que la Presidenta podría hacer de la cadena nacional en épocas electorales, desnivelando el escenario de la competencia en favor de sus candidatos y en contra de los partidos de la oposición. Ni que hablar si la Presidenta decidiera recurrir sistemáticamente al uso de la cadena nacional todos los domingos a las 23 para evitar que la ciudadanía acceda al programa televisivo periodístico de mayor rating y que, aparentemente más incomoda al Gobierno con sus investigaciones. Nadie puede impedirle que lo haga de mantenerse el artículo 75 de la Ley de Medios”.

Por último, Alonso afirma: “Las recientes cadenas nacionales de la Presidenta de la Nación no han difundido mensajes que reflejen gravedad, excepcionalidad o trascendencia institucional. Ello revela el uso político que la Presidenta – que no otorga reportajes ni conferencias de prensa – le ha dado y piensa darle si no se limita esta facultad drásticamente. Asimismo, cabe destacar que la comunicación de actos del Estado y mensajes para casos de emergencias o estados de conmoción se encuentra salvaguardada a través del deber de colaboración a que los medios se encuentran obligados en los términos de la Ley 26.522”.

Comentarios

Ingresa tu comentario