Buenos Aires, 19/11/2017, edición Nº 1831

Secuestran más de 500 alimentos para chicos que seguían a la venta pese a estar vencidos

Estaban en supermercados y autoservicios de la Ciudad. Hay leches, yogures y postres. Algunos excedían la fecha de caducidad en más de 7 meses.

(CABA) Padres y madres deberían prestar mucha atención a las fechas de vencimiento cuando salen a hacer las compras para llenar la heladera y las alacenas. De lo contrario, la salud de sus hijos puede estar en un serio peligro, dado que en las góndolas es común encontrar productos infantiles en mal estado.

Así lo comprobaron, al menos, inspectores de Defensa al Consumidor al cabo de un operativo especial que se propuso controlar las condiciones de venta de la mercadería dirigida especialmente a bebés y niños. Los agentes, que visitaron 69 supermercados y autoservicios, detectaron unos 518 productos que seguían a la venta, pese a estar vencidos.

Se secuestraron, por ejemplo, 12 cartones de leche de fórmula Nutrilón para bebés que habían caducado hace más de cinco meses. También había cinco leches para bebé de Sancor de un litro cada una expiradas 46 días atrás. Se retiraron también cereales infantiles Nestum, postres Serenito, yogures Yogurísimo y jugos Ades, aunque el récord fue para 42 cajas de Zucaritas que llevaban 7 meses vencidas.

Estos operativos son posibles gracias a que los vecinos nos reportan estas faltas en la aplicación BA 147, la web www.buenosaires.gob.ar y por el 147, con datos precisos y fotos que agilizan la tarea de los inspectores”, destacó Facundo Carrillo, secretario de Atención y Gestión Ciudadana.

Las infracciones detectadas son graves porque ponen en peligro la salud de los ciudadanos más vulnerables, que son nuestros niños”, remarcó a su vez Vilma Bouza, la directora de Defensa al Consumidor de la Ciudad. Y contó que los comerciantes involucrados podrían recibir multas de hasta 5 millones de pesos.

Además de los alimentos para niños, también encontraron en venta 85 trozos de queso por salut envasados vencidos por 12 días, 17 paquetes de salchichas caducadas hacía 5 días, alfajores vencidos 32 días atrás y 15 paquetes de salsa golf que debían haber salido de las góndolas dos semanas antes.

Según Jorge Surin, experto en Derecho del Consumidor, los vecinos perjudicados por productos infantiles en mal estado deben denunciarlo en la oficina de Defensa al Consumidor. “Con un dictamen médico que acredite el daño a la salud por intoxicación, se puede reclamar una indemnización administrativa de hasta $ 130.000, además de iniciar una acción judicial por daños y perjuicios”, explicó. NR


Fuente consultada: Clarín

Comentarios

Ingresa tu comentario