Buenos Aires, 16/08/2017, edición Nº 2075

Representantes de Evolución estuvieron en la estación “Emilio Mitre” del Subte E

Débora Pérez Volpin, precandidata a primera legisladora; María Inés Gorbea, precandidata a legisladora y Federico Saravia, dirigente del espacio estuvieron charlando con los vecinos de Parque Chacabuco.

(CABA) Con el objetivo de visibilizar el deterioro que sufre la línea E, los representantes de Evolución realizaron una acción en la estación Emilio Mitre, ubicada en Parque Chacabuco. De ese modo, Débora Pérez Volpin, precandidata a primera legisladora; María Inés Gorbea, precandidata a legisladora y Federico Saravia -dirigente del espacio- dialogaron con vecinos para poner en agenda los distintos problemas que aquejan a los usuarios.

La línea, que cuenta con una extensión de 9.6 kilómetros y un total de quince estaciones entre Bolívar y Plaza de los Virreyes, presenta deficiencias estructurales. Entre ellas, se distinguen: la frecuencia, que se consolida como la más baja de la red, y la falta de escaleras mecánicas que imposibilitan la accesibilidad de personas con discapacidad.

Al respecto, Débora Pérez Volpin aseguró: “La línea E es el símbolo de las tareas pendientes del Gobierno de la Ciudad, como los kilómetros de extensión de la red que no se hicieron, pero también la falta de escaleras mecánicas, ascensores y deficiencias en infraestructura de un servicio que usamos todos los días”.

“La gran mayoría de las líneas de subte de Buenos Aires brindan un servicio de bajísima calidad. La línea E tiene una frecuencia baja de casi 5 minutos. Cuando en 1913 inaugurábamos nuestra primera línea de subte, Madrid no tenía subterráneos. Hoy Madrid tiene 294 km y Buenos Aires 60. ¡El subte en la Ciudad debe ser una prioridad!”, concluyó María Inés Gorbea.

Finalmente, Federico Saravia expresó: “El desarrollo de la actual red de subtes resulta imprescindible para la mejora de la calidad de vida de quienes vivimos en la Ciudad de Buenos Aires. La ampliación de la red y la mejor conexión entre las diferentes líneas reduciría considerablemente el tiempo que destinamos para movilizarnos. En ese sentido, la ley 670 dispuso la creación de tres nuevas líneas: la F, la G y la I. De haberse cumplido lo allí dispuesto, hoy contaríamos con una mayor conexión entre los distintos barrios y tardaríamos menos tiempo en trasladarnos”.

También participaron de la actividad Hernán Rossi y Stefano Di Carlo, precandidatos a diputados; María Victoria Álvarez, Mariano Bonifacio, Guillermo Chas, Santiago David y Juan Ignacio Ubertazzi -precandidatos a legisladores-.

MG

Comentarios

Ingresa tu comentario