Buenos Aires, 24/09/2017, edición Nº 1775

Reclamos y complicaciones por el impuestazo de Macri en el ABL porteño

El aumento del ABL no solo provocó reclamos, quejas e indignaciones. También introdujo una suerte de entretenimiento que consiste en descifrar cómo pagar el nuevo monto. “El código de barras estuvo inhabilitado los primeros días, la gente fue con los recibos y no pudo pagar porque faltó tiempo para esa implementación, hicieron todo a las apuradas. Hay una gran improvisación”, señaló Blanco Muiño. Desde el Gobierno porteño explicaron que las...

El aumento del ABL no solo provocó reclamos, quejas e indignaciones. También introdujo una suerte de entretenimiento que consiste en descifrar cómo pagar el nuevo monto.

“El código de barras estuvo inhabilitado los primeros días, la gente fue con los recibos y no pudo pagar porque faltó tiempo para esa implementación, hicieron todo a las apuradas. Hay una gran improvisación”, señaló Blanco Muiño.

Desde el Gobierno porteño explicaron que las complicaciones en los centros de pago serían sólo en un lapso de 72 horas, sin embargo, esta mañana aún los vecinos no podían pagar el impuesto por esa vía.

“Todo es fruto de la mismo, es una implementación improvisada”, indicó el abogado quien adelantó que aunque las denuncias fueron a razón de 70 u 80 por día, “seguramente aumentarán a partir del lunes 16 que es cuando vence el impuesto”.

Por su parte, Osvaldo Riopedre, director de Adecua, también reconoció que le llegó la queja de los usuarios sobre el impedimento para el pago aunque “dijeron que en dos o tres días se solucionaba”.

En relación a este tema, agregó: “A nosotros nos dijeron que lo iban a arreglar el día de hoy, hasta ayer (jueves) recibimos quejas por las dos cosas, por el monto es desmedido e ilegal porque no respeta el artículo 42 de la Constitución Nacional ni el artículo 46 de la Constitución de la Ciudad, porque la información debe ser veraz, y por no poder pagarlo en todos lados”.

“El impuesto vence el lunes, está mal hecho, deberían prorrogar el vencimiento ya que la gente protesta mucho”, agregó, tras detallar que “desde la asociación se presentó un documento a la Legislatura reclamando la derogación o suspensión de la ley, pero no recibimos ninguna respuesta”.

Entre tanto, Pedro Busetti, presidente de la Asociación Defensa de Usuarios y Consumidores (Deuco), explicó que “la mayor parte de las quejas son sobre el monto, y los más perjudicados son los inquilinos, es una situación no contemplada la de ellos”.

“Se emitieron las boletas y no hay ninguna información aclaratoria. El Gobierno porteño debería antes de mandar las facturas explicar cuál es la metodología aplicada para aumentar ese tributo”, agregó Busetti.

Al respecto, indicó que desde su asociación se está analizando “la presunción de la inconstitucionalidad de la norma porque se le dan facultades al Poder Ejecutivo sobre la metodología para aplicar el tributo”.

Por último, confirmó que esta tarde se realizará una audiencia en la Legislatura porteña donde diferentes asociaciones de consumidores y vecinos expondrán las situaciones y quejas.

Comentarios

Ingresa tu comentario