Buenos Aires, 26/09/2017, edición Nº 1777

Pretenden triplicar las multas a los vehículos que estacionen en las rampas

El Gobierno porteño inició una votación a través de redes sociales para que lo decidan los vecinos.

(CABA) El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires lanzó una convocatoria a través de las redes sociales para que los vecinos decidan si se triplica el valor de las multas a los automovilistas que obstruyan las rampas de discapacitados al estacionar sus vehículos.

Actualmente, la multa para quienes estacionan frente a rampas está fijada por ley en 70 unidades fijas, que representa el 50 por ciento del precio de la nafta el día de la infracción. Al día de hoy, su costo sería de 700 pesos y, de aprobarse el proyecto, pasaría a 2.100 pesos, aproximadamente.

“Mucha gente estaciona en las rampas y no podemos poner a un agente en cada esquina de la ciudad. Por eso es que, después de un diálogo entre distintos ministerios, decidimos que sea la gente la que decida si es una buena medida disuasoria aumentarle las multas a los infractores”, expresó a la agencia Télam Federico Di Benedetto, subsecretario de Comunicación porteño, a cargo del proyecto.

Para participar de la iniciativa puede entrarse a las cuentas de Facebook y Twitter de Participación Ciudadana y del jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta.

En caso de que haya un apoyo mayoritario de los vecinos a la propuesta, para la que hay tiempo de participar hasta el próximo martes, se presentará un proyecto de ley para modificar la normativa en la Legislatura porteña.

“La idea no sólo es triplicar la multa, sino que el dinero recaudado se utilice para la reparación y construcción de nuevas rampas”, afirmó Di Benedetto.

Tener el 100 por ciento de las esquinas de la Ciudad con rampas para personas con movilidad reducida es uno de los compromisos de gestión asumidos para 2019.

Fuentes del gobierno porteño aseguraron que se hicieron 7.700 nuevas rampas en 2016 y que están proyectadas otras 10.000 para 2016.

Esta propuesta de participación ciudadana se suma a otras impulsadas desde el gobierno de la Ciudad en el último año, como el cambio de horario o viajar con mascotas en el subte y el destino de 500 millones de pesos del presupuesto de 2018 en obras, entre otras.

“Hay un compromiso muy fuerte de la Ciudad de que cada vez más decisiones de Gobierno sean canalizadas a través de los propios vecinos y que sean ellos los que definan si se hacen o no. Queremos que esta modalidad siga creciendo cada vez más”, cerro el funcionario.

MG

FUENTE: LA NACIÓN

Comentarios

Ingresa tu comentario