Buenos Aires, 25/11/2017, edición Nº 1837

Polaco Goyeneche, un símbolo de Saavedra y Platense

Podría haber sido actor. Pero, quien dice que no lo fue, que lo que hizo al cantar no era algo similar a la actuación.

 

503b71e0e11c1_800x520

(CABA) Podría haber sido actor. Pero, quien dice que no lo fue, que lo que hizo al cantar no era algo similar a la actuación. Quizá la gente de los bares y cabaré de Urdinarrain habían visto algo en él cuando decidieron cobijar su talento entre sus mesas.

Delgado y rubio, Ángel Díaz no puedo ponerle otro apodo que no fuera “El Polaco“. Sin embargo, ese chico delicado tenía presencia y una forma especial de decir el tango. En certamen de voces nuevas organizado por el Club Federal Argentino en 1944, organizado por Raúl Kaplún, “El Polaco”, con 18 años nada más, sin formación académica alguna, con una interpretación magistral, recibió su primer espaldarazo. Ahí comenzó su carrera.

En 1952 fue convocado por Horacio Salgán para reemplazar al cantor Horacio Deval y formar rubro con Ángel Díaz, con quienes registró cuatro grabaciones para el sello RCA Víctor, Alma de loca, Yo soy el mismo, Un momento y Siga el corso. Dos años después volvió a grabar con Salgán en el sello TK otras seis canciones dos de ellas a dúo con Díaz. La carrera había despegado. En 1956 ya se encontraba trabajando con Anibal Troilo, con quien entabló una amistad que sólo la muerte de Pichuco en el 75 pudo dar fin.

Su trabajo como cantante e interprete no conoció límites. Puso en su voz tanto clásicos de Edmundo Rivero como Balada para un loco, en un acto de audacia, luego del escándalo que el estreno del tema significó en el debate sobre lo que debía ser aceptado como tango.

Hincha de Platense y vecino del barrio de Saavedra su voz se volvió un patrimonio porteño y sobre todo del barrio en el que vivió hasta su muerte en 1994. En honor a su trabajo artístico, una avenida de Saavedra lleva hoy su nombre.

Grabó 41 álbumes entre 1948 y 1994, diciendo el punto y coma que nadie le cantó al tango.

Texto: Alan Ojeda (ParaBuenosaires)

Comentarios

Ingresa tu comentario