Buenos Aires, 17/10/2017, edición Nº 1798

Para Macri, el subte sin subsidio debería costar un dólar blue

En declaraciones a radios amigas, advirtió que, sin subsidio, el boleto de subte costaría más de 6 pesos. Igual aclaró que la Ciudad seguirá subsidiándolo, aunque también que no saben “cuál debería ser la tarifa de equilibrio”. (Ciudad de Buenos Aires) Si la tarifa subiera mucho, dicen los especialistas, el subte perdería más pasajeros. Sin embargo, el mismo día en el que el manejo del subterráneo pasó a la órbita...

En declaraciones a radios amigas, advirtió que, sin subsidio, el boleto de subte costaría más de 6 pesos. Igual aclaró que la Ciudad seguirá subsidiándolo, aunque también que no saben “cuál debería ser la tarifa de equilibrio”.

(Ciudad de Buenos Aires) Si la tarifa subiera mucho, dicen los especialistas, el subte perdería más pasajeros. Sin embargo, el mismo día en el que el manejo del subterráneo pasó a la órbita de la Ciudad, el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, ratificó que su administración seguirá subsidiando el costo del boleto, que, adevirtió, debería costar más de 6 pesos si no tuviera ese aporte estatal.

Enseguida se encargó de ratificar que la Ciudad seguirá subsidiando parcialmente el boleto (para eso la Legislatura aprobó a fin de año subas impositivas), aunque también especificó que aún desconocen “cuál debería ser la tarifa de equilibrio”. “Todas las cosas se ajustan, como nos pasa en la vida diaria por la inflación”, justificó.

Además, el jefe de Gobierno ratificó, otra vez, que la línea A será cerrada temporariamente durante el verano para renovar las formaciones. E insistió en que tanto las auditorías internas como las externas recomendaron cambiar los centenarios vagones de esa línea porque “es imposible que dos tipos de equipos convivan simultáneamente”.

“La gente necesita viajar seguro y mejor”, apuntó sobre esa renovación, al tiempo que se quejó de las críticas que le dispararon desde el Ejecutivo Nacional: “Es sorprendente que el Gobierno opine del subte con el desastre que hizo en Transporte”.

Desde ayer, el manejo de las seis líneas de subte y el premetro –que siguen concesionadas a Metrovías- pasó a la órbita de la Ciudad. Y en el gobierno del PRO ya están evaluando una serie de aspectos que podrían cambiar tras el traspaso.

Comentarios

Ingresa tu comentario