Buenos Aires, 18/10/2017, edición Nº 1799

Otra marca deja el país: Kenzo cierra su local de Recoleta

A cinco años de su regreso al país, la marca del diseñador japonés anunció que cerrará su único local en la Argentina. Propiedad del grupo francés Louis Vuitton Moëtt Hennessy (LVMH), su tienda se encuentra en el Patio Bullrich, shopping del grupo IRSA del barrio porteño de Recoleta. (Ciudad de Buenos Aires) Cinco años después de haber regresado a la Argentina, la marca Kenzo decidió cerrar su único local en...

A cinco años de su regreso al país, la marca del diseñador japonés anunció que cerrará su único local en la Argentina. Propiedad del grupo francés Louis Vuitton Moëtt Hennessy (LVMH), su tienda se encuentra en el Patio Bullrich, shopping del grupo IRSA del barrio porteño de Recoleta.

kenzo-cierra-local-recoleta-parabuenosaires

(Ciudad de Buenos Aires) Cinco años después de haber regresado a la Argentina, la marca Kenzo decidió cerrar su único local en el país convirtiéndose en una nueva víctima de las políticas oficiales que restringen cada vez más la presencia de etiquetas de lujo en el mercado local de la indumentaria.

Propiedad del grupo francés Louis Vuitton Moëtt Hennessy (LVMH), su tienda se encuentra en el Patio Bullrich, shopping del grupo IRSA del barrio porteño de Recoleta. Precisamente, esa zona es la que más ha sufrido el éxodo de marcas internacionales exclusivas por la imposibilidad de seguir ofreciendo un adecuado stock de productos a sus clientes al no poder sortear las trabas para importar que impone el Gobierno, según informa hoy el diario El Cronista.com

De hecho, el propio local de Louis Vutton de la avenida Alvear y Ayacucho cerró la semana pasada. El establecimiento había sido abierto en 1995 y estaba justo frente al ahora cerrado local de Polo Ralph Lauren.

En la misma zona se registraron los cierres de Emporio Armani, que fue la primera marca de lujo en abandonar el país en 2009; de la también francesa Yves Saint Laurent (YSL), y la alemana Escada. Y a fin de mes, la joyería Cartier también abandonará la tradicional avenida.

De hecho, el propio local de Louis Vuitton de la avenida Alvear y Ayacucho cerró la semana pasada. El establecimiento había sido abierto en 1995 y estaba justo frente al ahora cerrado local de Polo Ralph Lauren.

En la misma zona se registraron los cierres de Emporio Armani, que fue la primera marca de lujo en abandonar el país en 2009; de la también francesa Yves Saint Laurent (YSL), y la alemana Escada. Y a fin de mes, la joyería Cartier también abandonará la tradicional avenida.

En el caso de Kenzo, el cierre de su local en Patio Bullrich se concretará en los próximos días, tras haber sido inaugurado en 2007, cuando la marca decidió regreso luego de una ausencia de siete años. De hecho, Kenzo había vuelto a ocupar la misma tienda de 150 metros cuadrados en el segundo piso del exclusivo centro de compras de Recoleta que operó hasta el año 2000, cuando quedó sin presencia en el país.

“Se cansan de las trabas para trabajar, las dificultades para vender sus productos y tener que pedirle permiso a Guillermo Moreno”, sostuvieron fuentes cercanas a la empresa. Esto quedó ratificado en un comunicado oficial difundido hoy: “La decisión de cerrar sus puertas en Argentina se debe estrictamente a una desaceleración económica del país”, alegaron según publica hoy La Nación.

Comentarios

Ingresa tu comentario