Médicos del Hospital Fernández fueron agredidos y denuncian la falta de seguridad

Dos hombres alcoholizados golpearon a un médico y un enfermero

(CABA) Furia sin fin, esta vez, en la guardia del Hospital Fernández, en Cerviño al 3300, a pocas cuadras del glamour de los bares de Palermo: dos personas agredieron a un médico y a un enfermero, y rompieron un vidrio cuando intentaban escapar de la Policía. Al final, quedaron detenidos. “Esto es una pesadilla. Es una situación a la que ya nos hemos ido acostumbrando. Y estamos resignados: hasta que no maten a uno de nosotros, no va a cambiar”, le dijo uno de los profesionales. No es la primera vez que sucede algo así en el Fernández: hace un mes y medio, una persona “tambaleante”, “fuera de control”, quiso agredir con un caño a un grupo de médicos y pacientes. “Esa vez zafé de casualidad”, cuenta una doctora. “Por suerte vi venir al agresor, le avisé a una compañera y pudimos salir corriendo… A la noche, si estás de guardia, nadie sabe lo que puede pasar. Ya estamos cansados de pedir que nos protejan y nadie se hace cargo”, agrega.

Vadim Mischanchuk, abogado de Médicos Municipales, dio más detalles sobre los golpeadores furtivos: “Alcoholizados, habían salido de una cena de gastronómicos en La Rural, tuvieron un accidente en la calle, llegaron a la guardia y, cuando se activó el protocolo de seguridad, produjeron los desmanes”. ¿En qué consiste ese procedimiento? “Cuando hay una persona con excitación psicomotriz, se lo debe medicar con calmantes para que no ocasione daños a sí mismo o a terceros”, agregó el abogado. Y amplió: “Esto no es de ahora. Siempre entraron borrachos a las guardias de los hospitales. Yo llevo 20 años de guardia en el hospital Piñero y puedo decir que vi de todo, pero nunca con esta agresividad”. NT