Buenos Aires, 23/11/2017, edición Nº 1835

Macri arrasó en la Ciudad con más del 50%

Fue su mejor elección en primera vuelta y le sacó el doble de puntos al kirchnerismo. Ganó en todas las comunas.

(CABA) La única vez que Mauricio Macri perdió una elección en la Capital Federal fue en 2003, en el balotaje contra Aníbal Ibarra. Desde entonces, tanto él como sus candidatos mantienen el invicto. Y ayer volvió a demostrar que la Ciudad es su fortaleza: el candidato de Cambiemos obtuvo el 50,55%, y le sacó el doble de puntos al kirchnerismo, cuando estaba escrutado el 98,7% del total de votos del distrito.

Tal como había pasado con la primera vuelta en la elección para jefe de Gobierno, que ganó Horacio Rodríguez Larreta, y también en las PASO, el apoyo al macrismo fue unánime en las 15 Comunas porteñas. Y en algunas alcanzó cifras muy altas: 69,9% en la 2 (Recoleta) y cerca del 64% en las 13 (Núñez, Belgrano, Colegiales) y 14 (Palermo). Evidentemente, los diez días sin luz que recientemente sufrieron los vecinos de Recoleta no afectaron su preferencia a la hora de votar.

Por el contrario, la performance más baja de Cambiemos fue la Comuna 8 (Villa Lugano, Villa Soldati, Villa Riachuelo), dónde ganó pero con el 35,99%, por menos de un punto sobre Scioli.

Macri consiguió así un apoyo mayor al que había alcanzado en las dos veces en las que ganó para jefe de Gobierno porteño: en esas ocasiones no había llegado al 50% en las primeras vueltas, y sí lo había superado en los balotajes contra Daniel Filmus.

Este impulso, y el hecho de haber concentrado el voto opositor, le permitieron a Cambiemos superar el registro que había conseguido en las primarias, que había sido de 47,6%. Además, el macrismo podrá aumentar su representación en el Congreso nacional, porque su buena elección le permitirá sumar diputados y representantes en el Parlasur.

Lo contrario sucedió con el kirchnerismo. Daniel Scioli sumó en la ciudad un 24,11%, cifra bastante similar al 23,8% que había obtenido en las PASO. Sus mejores números los consiguió en las Comunas del sur de la ciudad, pero de todas formas quedó muy lejos de Macri también en esos barrios.

La enorme diferencia se inscribió en la histórica tendencia de los porteños de rechazar al peronismo. Es cierto que en 2011 Cristina Fernández de Kirchner sacó más del 35% y fue la candidata a presidenta más votada en el distrito, pero muy por debajo del 54% que obtuvo a nivel nacional. En todas las otras elecciones el kirchnerismo quedó muy lejos de ganar en Buenos Aires, al punto tal que su último candidato a jefe de Gobierno, Mariano Recalde, salió tercero y ni siquiera accedió al balotaje.

En tanto, Sergio Massa también quedó en un margen similar al que había logrado en las primarias: obtuvo un 15,3%, cuando en las internas había sacado el 13,9%. Quedó tercero lejos, y deberá fortalecer su estructura porteña, más si se considera que quien fuera su candidato a jefe de Gobierno, Guillermo Nielsen, había sacado apenas el 0,92% y no pudo entrar en la general.

Margarita Stolbizer también repitió el cuarto puesto, y sumó un 5,9%. Ese empuje le permitió, por ejemplo, que Victoria Donda acceda al Congreso. Pero el apoyo recibido fue menor al 6,7% que había obtenido en las PASO.

La izquierda volvió a hacer una performance en los números en los que viene quedando en las últimas elecciones. Con el 4,29%, Nicolás del Caño sostuvo los votos que había sacado el Frente de Izquierda y de los Trabajadores en las primarias, cuando habían sacado una cifra muy similar.

El puntano Adolfo Rodríguez Saá también retrocedió. En las primarias había arañado el 1,23%, pero ayer apenas llegó al 0,72%.

macri victoria2

Comentarios

Ingresa tu comentario