Buenos Aires, 18/12/2017, edición Nº 1860

Acusan a Lombardi por el cierre de la Richmond

María José Lubertino acusa al ministro de Cultura Lombardi por no haber cuidado los bienes de la Richmond. (CABA) Allí donde funcionó la histórica confitería Richmond, catalogada como uno de los bares notables de la ciudad, en Florida 468, hay ahora una tienda de Nike. Ese cambio radical llevó a la ex legisladora porteña kirchnerista María José Lubertino a denunciar penalmente al ministro de Cultura porteño, Hernán Lombardi, por incumplimiento...

María José Lubertino acusa al ministro de Cultura Lombardi por no haber cuidado los bienes de la Richmond.

Cafe-Richmond-in-Buenos-A-007

(CABA) Allí donde funcionó la histórica confitería Richmond, catalogada como uno de los bares notables de la ciudad, en Florida 468, hay ahora una tienda de Nike. Ese cambio radical llevó a la ex legisladora porteña kirchnerista María José Lubertino a denunciar penalmente al ministro de Cultura porteño, Hernán Lombardi, por incumplimiento de los deberes de funcionario público. Sostiene que el local deportivo fue habilitado irregularmente y además se “omitieron los cuidados y controles para la protección patrimonial del bar notable Richmond, tal como se lo exige el amparo vigente y las leyes de conservación del patrimonio histórico porteño“.

Han convertido un bar tradicional de la ciudad, que es parte de la cultura popular, en un shopping al mejor estilo neoliberal, privatizador de la cultura“, afirmó Lubertino, cuya denuncia quedó radicada en el Juzgado N° 7 y la Fiscalía N° 2 porteños, donde se acumulan otras dos denuncias anteriores de Lubertino contra Lombardi, ambas relacionadas con “la entrega del patrimonio cultural“, según sostuvo la ex diputada en un comunicado: la demolición de la antigua residencia de Alfonsina Storni y la venta del piso del escenario del Teatro Colón.

En su denuncia, la vicepresidenta del Frente Grande enumeró “faltantes de parte del revestimiento de pared, arañas y candelabros, además de mesas, sillas, sillones del sótano y del salón de billar, mesas de billar, mesas de pool, tacos, apliques de iluminación de pared y cuadros de la ex confitería Richmond, transformada en casa de deportes“.

Según fotos que aportó Lubertino en su denuncia, dentro del local sólo quedaron una parte del mostrador, el revestimiento de una pared y unas pocas mesas con sus sillas

Comentarios

Ingresa tu comentario