Buenos Aires, 16/12/2017, edición Nº 1858

Los argentinos, más materos que nunca

El creciente gusto de los argentinos por la infusión, el freno a la suba de precios y las exportaciones impulsan cada vez más la comercialización de este producto. Por estos motivos, la venta de yerba se transformó en la mayor en los últimos cinco años. (Ciudad de Buenos Aires) Entre enero y marzo, salieron más de 63 millones de kilos de yerba elaborada de los molinos de todo el país,...

El creciente gusto de los argentinos por la infusión, el freno a la suba de precios y las exportaciones impulsan cada vez más la comercialización de este producto. Por estos motivos, la venta de yerba se transformó en la mayor en los últimos cinco años.

yerba_mate

(Ciudad de Buenos Aires) Entre enero y marzo, salieron más de 63 millones de kilos de yerba elaborada de los molinos de todo el país, 8 millones más que el año pasado. Se trata del nivel más alto de los últimos cinco años. Y una parte del incremento se explica porque hace 10 meses que la yerba no tiene una recomposición de su valor a la salida de molino (fábrica) que ronda los $ 13 por kilo. Esto hace que las subas del canal comercial hayan sido en general, menos significativas.

El año pasado, tras un fuerte aumento al sector productivo que estaba relegado, el precio de la yerba mate dio un salto que enfureció al secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, además de generar especulaciones en el sector comercial, desabastecimiento, denuncias del Gobierno y amenazas de suplir con importaciones la mercadería faltante. La suba del consumo del mercado interno alivia en parte la caída de las exportaciones del período, según confirmaron fuentes del sector, aunque aún no hay cifras oficiales.

El principal destino de las ventas nacionales sigue siendo Siria, hoy convulsionada por una guerra. Parte del aumento de las ventas también se explica, según informó una fuente del sector, por las compras de los mayoristas y supermercados, que las incrementaron como resguardo de valor contra la pérdida del peso.

Este año, la situación interna de la cadena de producción y comercialización de la yerba mate se complicó porque con el congelamiento de precios se retrasó la fijación de aumentos a los productores que debió darse en marzo.

En paralelo, legisladores misioneros y correntinos las principales provincias productoras impulsan diversos proyectos de ley en el Congreso Nacional para modificar el esquema de la formación de los precios del producto.

Cada seis meses, representantes de la producción, la industria y los gobiernos de las provincias productoras acuerdan el precio para la hoja verde y la llamada canchada (secada). Los valores deben ser aprobados con dos tercios de los representantes del directorio.
La modificación que se quiere incluir es que ese organismo defina también un precio base para la yerba salida del molino o sea, la que venden las empresas, que hoy fija la Secretaría de Comercio. Además, proponen que los valores se aprueben con mayoría simple y se cambie también, la composición del directorio del Inym.

La reforma aún está en debate en las comisiones pertinentes, tanto en la Cámara de Diputados como en la de Senadores

Comentarios

Ingresa tu comentario