Buenos Aires, 22/10/2017, edición Nº 1803

Las camionetas no paran de crecer

El universo de los SUV cambia. Mientras los light no paran de crecer, los 4x4 resisten con precios prohibitivos.

De todos los nichos que se pueden encontrar en el mundo de las camionetas, el de las pequeñas es el que más creció en los últimos años. Y sigue haciéndolo a ritmo sostenido, en un contexto que dificulta el acceso a un SUV mediano o grande, en gran parte por los impuestos internos que deben tributar.

Puede sonar reiterativo, pero no está de más recordar que fue la Ford EcoSport la que en 2003 dio el puntapié para el furor por las camionetas derivadas de autos chicos (en su caso, el Fiesta), a precios más accesibles. Hoy nadie se quiere quedar afuera de ese terreno, que parece rentable.
Honda fue la última en sumarse con la HR-V fabricada en Campana, provincia de Buenos Aires, pero, en breve, se acoplarán Jeep, con el Renegade, y Peugeot, con el 2008, ambos producidos en Brasil. Hasta Lifan, la segunda marca china en comercializar productos oficialmente en el país, se despachó con un rival para la EcoSport.
Los SUV chicos son la gran mayoría, pero no son los únicos. Quien dispone de una cifra mayor tiene en los medianos, como las Honda CR-V y Toyota RAV4, variantes que se ajustan a una demanda de mayor espacio y un andar más aplomado. Realidad ineludible: cada vez hay menos versiones 4×4, ya que el “impuestazo” las volvió inaccesibles.
El último y más alto eslabón lo marca un grupo de “dinosaurios” que resisten en lo más extremo del off road, y tienen un público fiel que los busca y valora. Chevrolet Trailblazer y Toyota SW4 son ejemplos. Máquinas con suspensiones pensadas para el maltrato y tracción con caja reductora (baja), ideales para el off road.
Las marcas premium como Audi, BMW y Mercedes Benz tienen también sus exponentes, aunque por una cuestión de espacio no formarán parte de este informe. A continuación, un repaso por el mundo de las camionetas más populares en la Argentina, con todas sus versiones y características principales.

Chery Tiggo

Apareció en 2008 y fue el primer vehículo chino a la venta de modo oficial en el país. Su última actualización le otorgó un look más moderno y sumó un motor naftero de entrada de gama: un 1.6 de 16 válvulas y 125 CV junto a una caja manual de cinco marchas y tracción simple 4×2. Quienes buscan más potencia tienen el 2.0/16v de 138 CV con la misma transmisión y hasta una opción 4×4. Es un modelo que se mantiene orientado a la familia, con generoso espacio interior y buena capacidad de baúl (520 litros). De andar confortable, incluso las versiones 4×2 gozan de suspensión trasera independiente, un esquema que absorbe mejor todo tipo de irregularidades.
Chery Tiggo 1.6 Confort 4×2: $ 223.700
Chery Tiggo 2.0 Confort Manual 4×2 / Luxury AT 4×2: $ 240.300 / $ 259.000
Chery Tiggo 2.0 Luxury Manual 4×4: $ 259.000

Chevrolet Tracker

La Chevrolet Tracker se fabrica en México.
La Chevrolet Tracker se fabrica en México.

Disponible en el país desde 2013, y proveniente de México, compite entre los SUV chicos. Su única opción motriz es un naftero 1.8/16v de 140 CV, y sus dos versiones 4×4 se asocian a una caja automática (convertidor de par) de seis marchas. Quienes no están interesados en alejarse del asfalto tienen una opción 4×2. Por la puesta a punto de la suspensión, la Tracker se siente más cómoda en la ruta, donde aprovecha un muy buen comportamiento dinámico; por ello se adapta muy bien a viajes largos. Las versiones full ofrecen control de estabilidad, un ítem clave en lo que es seguridad activa.
Chevrolet Tracker LTZ 4×2 MT: $ 284.500
Chevrolet Tracker LTZ 4×4 / LTZ + 4×4 AT: $ 311.400 / $ 319.800

Chevrolet Captiva

Es el exponente mediano de la casa del moño dorado en el campo de los todoterreno. Llega desde Corea del Sur y está disponible en versiones de tracción simple e integral 4×4. Es una de las pocas que mantiene una motorización diésel, en su caso un moderno 2.2 de 184 CV con caja automática de seis velocidades. El naftero es un 2.4 de 167 CV que se asocia a una transmisión manual también de sexta. Cuenta con tres filas de asientos, es decir, tiene capacidad para siete pasajeros.
Chevrolet Captiva2.4 LS 4×2 Manual / 2.4 LT 4×4 Manual: $ 320.100 / $ 453.500
Chevrolet Captiva LTZ 2.2 diésel 4×4 AT: $ 725.700

Ford EcoSport

Ford EcoSport
Ford EcoSport

La segunda generación de la EcoSport mantiene una de las ofertas más amplias: tres motores, tracción simple o integral y transmisiones manual o automática. La entrada de gama queda para el 1.6/16v de 110 CV (caja manual de cinco marchas) y el tope para el 2.0/16v de 143 CV (manual o automática de sexta). Además, posee la única variante diésel entre los SUV chicos: un 1.5/8v de 90 CV. Al igual que su rival la Renault Duster, la versión 4×4 tiene suspensión trasera independiente. El baúl es ajustado pero atrás es cómoda, con respaldos reclinables. La seguridad es uno de los puntos fuertes de la Eco, con múltiples airbags y control de estabilidad en las variantes full.
Ford EcoSport 1.6 4×2 S / SE / FreeStyle / Titanium: $ 247.400 / $ 261.000 / $ 280.800 / $ 292.600
Ford EcoSport 1.5 TDCi 4×2 S / SE: $ 274.900 / $ 290.500
Ford EcoSport 2.0 4×2 SE / Titanium / Titanium AT: $ 286.700 / $ 297.900 / $ 299.000
Ford EcoSport 2.0 FreeStyle 4×4: $ 298.400

Ford Kuga

Pelea en el segmento de los medianos. Es un ejemplo de “downsizing”, es decir, de reducción de cilindrada del motor para minimizar el consumo, pero en combinación con un turbo para ofrecer buena potencia. Es un 1.6 sobrealimentado de 16 válvulas y 150 caballos de fuerza en el caso de la versión 4×2, y 180 CV en la 4×4. La primera variante se asocia a una caja manual de seis marchas; la segunda lo hace a una automática de igual número de relaciones.
Ford Kuga SEL 4×2: $ 438.600
Ford Kuga 4×4 SEL / Titanium: $ 485.600 / $ 729.400

Honda HR-V

Arribó este año para ubicarse en lo más alto del segmento de los SUV chicos. Se fabrica en Campana, provincia de Buenos Aires, y lleva el mismo motor del Civic: un 1.8/16v de 140 CV y muy buen rendimiento en materia de consumo (tiene distribución variable). Se combina con una caja manual de seis marchas o una automática de variador continuo (CVT). La HR-V además de aprovechar muy bien el espacio en las plazas traseras tiene un elevado nivel de seguridad, con control de estabilidad de serie para todas las versiones.
Honda HR-V LX MT / LX AT / EX L AT: $ 300.900 / $ 309.000 / $ 413.900

Honda CR-V

 

Honda CR-V.
Honda CR-V.

La CR-V tiene una de las gamas más “recortadas” tras el impuestazo automotor, y sólo queda una única versión con tracción simple. Pertenece al segmento mediano y utiliza un propulsor naftero 2.4/16v de 185 CV, que se asocia a una caja automática (convertidor de par) de cinco velocidades. De gran espacio en las plazas traseras y generoso baúl, la funcionalidad de cara a la familia está asegurada. La suspensión mullida le otorga un suave andar que se valora en ciudad y en terrenos desparejos. Llega desde México y se destaca por su confiabilidad.
Honda CR-V LX AT 4×2: $ 493.750

Hyundai Tucson

En su última modernización el SUV mediano de Hyundai recibió, además de un sutil rediseño exterior, un nuevo motor naftero 2.0/16v de 154 CV, junto a cajas manual o automática de seis marchas. Perdió 12 CV, pero mejoró el consumo y la autonomía, ya que además el tanque creció de 55 a 58 litros. Disponible con tracción simple e integral, para mantener el precio competitivo abandonó la eficiente mecánica diésel que supo ofrecer otrora. De buen desempeño en ruta gracias a un logrado chasis, llega importado desde Corea del Sur con muy buena calidad general. Otra opción de Hyundai, por encima del Tucson en tamaño, es el SUV Santa Fe.
Hyundai Tucson 4×2 GL MT/AT 4×2: $ 468.700 / $ 485.000
Hyundai Tucson 4×4 GLS MT / AT: $ 774.500 / $ 789.000

Lifan X60

Lifan x60.
Lifan x60.

Es la segunda camioneta de una marca china que desembarca en el país, luego del Chery Tiggo. Con un concepto parecido, que prioriza el espacio y la relación precio/equipamiento, el X60 llega con mecánica naftera 1.8 de 16 válvulas y 132 caballos de fuerza, y caja manual de cinco marchas. Con 4,32 metros de largo, entre los ítems de confort ofrece cámara de marcha atrás, equipo de audio con puerto USB y telefonía inalámbrica Bluetooth, mientras que en seguridad cuenta con frenos con ABS, doble airbag y ganchos isofix para las sillas de los niños.
Lifan X60: $ 240.000

Peugeot 3008

Peugeot 3008.
Peugeot 3008.

Denominado por la marca como un crossover (por reunir elementos de un auto y una camioneta), es una opción mediana que nunca estuvo pensada para el off road, ni ofreció tracción integral. De la mano del motor 1.6 THP de 16 válvulas y 156 CV (desarrollado en conjunto por Peugeot Citroën y BMW), se une a cajas manual o automática Tiptronic, ambas de seis relaciones. Fiel a la tradición de la marca de contar con motorizaciones diésel, es una de las pocas opciones que sobrevive con un HDI 2.0 de 163 CV, sólo disponible con la transmisión automática.
3008 Allure Manual/Tiptronic: $ 275.000
3008 Féline Manual/Tiptronic: $ 460.000
3008 Féline Tiptronic HDi (diésel): $ 491.000

Peugeot 4008

Peugeot 4008.
Peugeot 4008.

Es un SUV mediano clon del Mitsubishi Outlander Sport, pero con rasgos de estilo Peugeot. Es el modelo que elegirán quienes busquen un 4×4 dentro de la marca. El motor también es el del Mitsubishi, un naftero 2.0/16v de 150 CV, que se puede combinar con una caja manual de cinco marchas o una automática de variador continuo (CVT). El elevado nivel de seguridad y la generosa habitabilidad de las plazas traseras, son algunas de sus virtudes.
4008 Allure 4×4 Manual/CVT: $ 460.000
4008 Féline 4×4 CVT: $ 717.000

Renault Duster

El SUV chico con el que la casa del rombo da pelea en el competitivo segmento de la EcoSport se renovó este año con retoques por dentro y fuera. Los cambios se notan más que nada en la grilla frontal y las ópticas, mientras que el interior presenta nuevos materiales, tablero y tapizado. Los motores son dos, ambos nafteros: 1.6/16v de 110 CV y 2.0/16v de 143 CV, el primero con caja manual de cinco marchas y el segundo de seis. Uno de los puntos flacos del modelo es que en seguridad no está disponible el control de estabilidad en ninguna versión. Para los más aventureros, el tope de gama ofrece tracción 4×4 y suspensión trasera independiente.
Duster 1.6 Expression / Dynamique / Privilège: $ 249.900 / $ 261.200 / $ 276.800
Duster 2.0 Privilège / Privilège 4×4: $ 287.900 / $ 310.900

Toyota RAV4

Arriba desde Japón y es el rival más directo de la Honda CR-V. En la actualidad tiene a su favor una gama más amplia, que incluye dos motores y tracción simple y total, aunque estas últimas a precios elevadísimos. Las 4×2 llegan con un motor 2.0/16v de 146 CV y caja automática de variador continuo (CVT), mientras que las 4×4 -de reparto automático con bloqueo de diferencial central- lo hacen con un 2.5 de 180 CV, y una caja automática convencional (convertidor de par) de seis marchas. Las versiones full agregan climatizador, pantalla táctil, tapizado de cuero, cruise control y techo solar, entre otras cosas.
4×2 TX CVT / VX CVT: $ 515.400 / $ 776.000
4×4 TX AT / VX AT: $ 926.500 / $ 1.056.500

Volkswagen Tiguan

 

Luce el restyling de 2012 y mantiene una oferta diésel de la mano del TDI 2.0/16v de 140 CV con caja automática Tiptronic de seis marchas. La opción naftera queda para el TSI 2.0/16v de 200 CV, que se puede vincular además a una caja manual de sexta. El sistema de tracción integral 4Motion no permite intervenciones del conductor, pero reparte con eficiencia la potencia a cada rueda. Su dotación de confort y seguridad en general es elevada, al igual que su precio.
Tiguan TDI Tiptronic Elegance/Exclusive: $ 1.092.500 / $ 1.064.037
Tiguan TDI Tiptronic Premium/Sport & Style: $ 1.117.364 / $ 923.000
Tiguan TSI Elegance Manual/Tiptronic: $ 1.000.000/$ 1.043.000
Tiguan TSI Exclusive Manual/Tiptronic: $ 974.000/ $ 1.016.500
Tiguan TSI Premium Manual/Tiptronic: $ 1.025.000/$ 1.067.000
Tiguan TSI Sport & Style Manual/Tiptronic: $ 840.000/ $882.500

Palabras mayores

Son un grupo reducido pero que sobrevive. Son, ni más ni menos, que algunos de los mejores 4×4 que se venden en el país. Lejos del concepto de “light”, recurren a suspensiones con extensos recorridos, protecciones para encarar caminos difíciles y doble tracción con conexión a baja (o reductora). Eso sí, algunos precios es mejor ni mirarlos. Son los Chevrolet Trailblazer ($ 545.500), Toyota Land Cruiser Prado (entre $ 1.546.000 y $ 1.774.000) y Land Cruiser 200 ($ 2.768.500), sin olvidar la SW4, hoy entre $ 686.000 y
$ 881.000, pero que en diciembre se renueva por completo. Completa la lista la Volkswagen Touareg (entre $ 1.485.000 y $ 2.458.300).

Comentarios

Ingresa tu comentario