Buenos Aires, 26/03/2017

Larreta: “La manera de mejorar la seguridad es con una reforma profunda”

El jefe de Gobierno porteño presentó al nuevo jefe de la Policía de la Ciudad, José Pedro Potocar, y destacó que se trata de una iniciativa “histórica y trascendente”.

(CABA) El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, presentó al nuevo jefe de la Policía de la Ciudad, José Pedro Potocar, y destacó que se trata de una iniciativa “histórica y trascendente”, al dar cumplimiento a una medida que “prometió toda la política en los últimos 30 años”, durante un acto que contó con la presencia de la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich.

“Es un día histórico y trascendente porque estamos cumpliendo algo que prometió toda la política en los últimos 30 años, y hoy lo estamos concretando”, señaló Rodríguez Larreta y destacó el “compromiso” del presidente de la Nación, Mauricio Macri, en el traspaso de la Policía Federal, una consigna mencionada durante la campaña “tanto nacional” como en el ámbito porteño.

Acompañado por el vicejefe de Gobierno, Diego Santilli; el ministro de Seguridad, Martín Ocampo, y los secretarios de Seguridad porteño y de la Nación, Marcelo D’Alessandro y Eugenio Burzaco, respectivamente, el mandatario dijo “no tener ninguna duda” de que la creación de la nueva fuerza era “el paso que había que dar para ir a fondo en una reforma estructural”.

“La única manera de mejorar la seguridad de los vecinos y de todos aquellos que nos visitan es con una reforma profunda, por eso estos pasos que hemos dado a lo largo de este año han sido tan importantes”, enfatizó Rodríguez Larreta al encabezar la presentación en el Auditorio de la Sede de Gobierno en Parque Patricios.

Potocar, quien asumirá sus funciones el próximo 1º de enero, el mismo día que comenzará a funcionar oficialmente la nueva fuerza, desarrolló gran parte de su carrera en el ámbito de las superintendencias de Seguridad Metropolitana, Drogas Peligrosas, Asuntos Internos e Interior de la Policía Federal Argentina (PFA), y su último rol fue como Director de Comisarías de la Ciudad.

Tras ponderar la “enorme trayectoria y formación” de Potocar, el Jefe de Gobierno señaló que la nueva fuerza “apunta a lo que hoy es la principal preocupación de los vecinos en todos los barrios”, en referencia a la inseguridad.

Por eso, Rodríguez Larreta abogó por una Policía de la Ciudad con “valores de cercanía, como promovemos en todo nuestro Gobierno, atendiendo las necesidades y escuchando a los vecinos, muy profesional, apoyada por la mejor tecnología que hoy haya en el mundo y con cero margen para la corrupción”.

Por su parte, Ocampo aseveró que el nuevo jefe policial tiene la “capacitación y formación” para “afrontar el desafío” de conducir una fuerza de seguridad “sustentada en los valores de cercanía, con vocación de servicio y sobre las bases de la transparencia y honestidad”.

En tanto, Potocar señaló que los vecinos “exigen y esperan mucho más de nosotros, y tienen razón”, por lo que convocó a “trabajar muchísimo para que estén seguros, pero con énfasis”.

El camino que estamos recorriendo es la ruta y el objetivo que tenemos que tener”, dijo, en referencia a la puesta en marcha de una “nueva y mejor Policía, más capacitada, mejor entrenada y equipada, presente en la calle y atenta a las necesidades a su alrededor, que escuche a los vecinos y haga su trabajo con honestidad y transparencia”.

A su vez, Bullrich sostuvo que la nueva fuerza “completa un sistema muy importante para el país”, en referencia a que “los 24 distritos tienen sus policías, y hay cuatro fuerzas federales que van a ser el apoyo de todas las fuerzas de seguridad”.

De 58 años, abogado y graduado de la Academia del FBI (FBI National Academy), Potocar cursó también la Maestría en Ciencias Criminológicas Forense y es docente de Derecho Penal II en la Universidad de Morón. Casado y con tres hijos, lleva 35 años prestando servicio en las fuerzas policiales.

La Policía de la Ciudad, integrada por unos 25 mil hombres, comenzará a funcionar formalmente el próximo 1 de enero, luego de que la Legislatura porteña sancionara la Ley de Seguridad Pública Integral el 17 de noviembre último.

La nueva fuerza será un cuerpo de seguridad que se distinguirá por su formación, equipamiento y cercanía, y su conformación cumplirá una de las prioridades estipuladas desde el inicio de la gestión.

Tanto los nuevos cadetes como los efectivos transferidos se formarán y entrenarán en el Instituto Superior de Seguridad Pública (ISSP), un centro académico ubicado en el Bajo Flores que es modelo de formación en Latinoamérica.

Con respecto al equipamiento, fueron comprados 300 patrulleros y 40 pickups, blindados y equipados con alta tecnología, además de la incorporación de 300 motos, 60 cuatriciclos y 40 autos eléctricos. También se aprobó la compra de 20.000 chalecos antibalas, nuevas armas reglamentarias y uniformes para toda la fuerza.

Además, con el objetivo de contar con una fuerza presente, de cercanía y conocimiento de cada barrio, ya se inició el proceso para reemplazar a los policías que hacen tareas administrativas en las comisarías con civiles entrenados para esos fines. NR

Comentarios

Ingresa tu comentario