Buenos Aires, 13/12/2017, edición Nº 1855

La historia una vecina de Agronomía que inspiró la colocación de placas de homenajes en bancos de plazas

Giselle Mazzeo puso una placa para recordar a su pareja. La idea se repetirá en el Rosedal y Parque Avellaneda.

(CABA) Dice el pensamiento popular, palabra más, palabra menos, que quien vive en el recuerdo de los otros nunca muere, aunque muchas veces, a ese reflejo de la memoria emotiva haya que apuntalarlo con acciones un poco más materiales. Entonces están quienes conservan algunas pertenencias, mantienen rutinas que antes eran compartidas, o, en una versión más moderna de transitar la pérdida, suben fotos y mensajes a las redes sociales.

También están los que quieren hacer de ese recuerdo un homenaje, algo que el resto de las personas pueda descubrir impreso en algún rincón de la Ciudad.

Así lo pensó Giselle Mazzeo, una vecina de Agronomía que el 27 de enero último perdió a Martín, su pareja, por un infarto fulminante que sufrió mientras corría en la plaza Martín Rodríguez. Esa misma donde se ejercitaban juntos, y donde ella eligió un banco para colocar una placa en su nombre.

Esta es la base del concurso que se lanza en los sitios oficiales del Gobierno de la Ciudad, y que permitirá apadrinar un banco en Parque Avellaneda o en el Rosedal de Palermo y colocarle una placa conmemorativa. Giselle lo hizo de manera particular, cerca del día de los enamorados, y la placa fue removida.

Lejos de resignarse, esta diseñadora gráfica se comunicó vía Facebook con el Jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, le contó su historia y pidió autorización para volver a colocar la chapa. La respuesta fue mucho más favorable de lo que hubiera imaginado. “Me pone tan contenta poder hacerle el homenaje como me gustaría, y que encima nuestra historia sea inspiración para otros”, le dijo Giselle a Clarín.

La iniciativa es similar a las que hace años funcionan en otros rincones del mundo: desde el programa “Adopta un Banco” del Central Park de Nueva York (Adopt-a-bench), el más popular, hasta los “Bancos conmemorativos” de Londres (Memorial Bench).

En la versión local, se habilitarán 150 asientos de plaza de ambos parques, que proveerá la Ciudad junto con las placas a través del Ministerio de Ambiente y Espacio Público. Por su parte, el vecino aportará los insumos para las tareas de mantenimiento, refacción y limpieza del mobiliario urbano.

La convocatoria se abrió hoy y sigue hasta el jueves 28, día en que se realizará el sorteo entre todos los que participen mediante Facebook (BA Participación Ciudadana), a través de Twitter (@bapartciudadana), en la web: www.buenosaires.gob.ar/participacionciudadana o vía mail. En todos los casos deberán completar un formulario contando muy breve la historia y la frase con la que se quiere recordar al ser querido.

El 5 de octubre se conocerán los ganadores y el 1 de noviembre comenzará a colocarse las placas. “En esta primera etapa estarán disponibles 150, pero si los vecinos se suman y participan, podremos expandir el programa a otros barrios de la Ciudad“, adelanta Federico Di Benedetto, subsecretario de Comunicación del Gobierno porteño. NR


Fuente consultada: Clarín

Comentarios

Ingresa tu comentario