Buenos Aires, 23/07/2017

La construcción reactiva su economía

El INDEC informó una suba del 8% en el segundo trimestre. En la Ciudad crecen a un ritmo aún mayor.

(CABA) Según el INDEC, la superficie cubierta autorizada para edificación viene creciendo en forma sostenida en el año, con incrementos interanuales del 4,3% en abril, 11,8% en mayo y 6,8% en junio. En total, 7,6% en ese trimestre.

En la ciudad de Buenos Aires, donde está la crema del negocio de la construcción privada, los permisos otorgados en el primer semestre trepan a 476.308 metros cuadrados, superan largamente a los de 2015 (223.420 metros cuadrados) y los de 2014 (412.585). Es cierto, dicen los que siguen de cerca este tema, que el salto entre el primer semestre de este año y el del año pasado es que hubo cambios operativos que “atrasaron” los permisos de 2015.

Otro dato que abona la teoría del “brote verde”: el Colegio de Arquitectos de la Ciudad de Buenos Aires lleva una estadística que se llama “registro de encomiendas de trabajos profesionales del Consejo Profesional de Arquitectos”: las cifras del primer semestre del año marcan 1.388 encomiendas, contra 853 del primer semestre de 2015 y 975 del prime semestre de 2014.

Con todo, estas son obras que, por tratarse de permisos, es posible que no hayan comenzado a moverse. Son un indicador de que lo harán en algún momento. Los datos duros de la realidad aún siguen siendo negativos. Dos muestras: el Indice Construya de actividad quedó en julio 18% por debajo de un año atrás. Lo mismo con los despachos de cemento enviados al mercado interno, que fueron 20,7% más bajos en julio que en julio de 2015.

Pero para los que siguen los mercados de la construcción y el inmobiliario los permisos de construcción son un buen “anticipador” de la actividad. Y los economistas miran el efecto multiplicador de la actividad.

“La cantidad de metros cuadrados está subiendo, lo que nos dice que la construcción va a estar creciendo con fuerza en algunos meses. Son indicios claros, como el aumento de las transacciones inmobiliarias” dice el economista Nicolás Dujovne.

El consultor José Rozados, de Reporte Inmobiliario, coincide: “Hay un rebote porque cambió el modelo, hay mejores expectativas para el inversor y sobre todo para el consumidor final, que al ver que se reabre la canilla del crédito vuelve a ponerse en la cabeza el objetivo de comprar un inmueble”.

Andrés Borenstein, economista del banco brasileño BTG Pactual, es más cauto. “Hay una recuperación que yo la veo sostenida en el blanqueo de capitales. Esto es: se están armando proyectos que quieren captar los fondos que se presenten al blanqueo, lo que no quiere decir que más adelante la actividad recupere un impulso genuino que no depende tanto de un factor puntual”.

Hugo Paz, de Metropolitan Home enumera los factores que, a su juicio, están detrás de la recuperación de la construcción, al menos para viviendas: el blanqueo, la reaparición del crédito hipotecario, la estabilidad del tipo de cambio y la demanda, que estuvo reprimida en estos años. “Son elementos que se están alineando para que las familias se acerquen otra vez a consultar ya sea por proyectos que se van a construir como por unidades que ya están en el mercado”, concluyó Paz.

S.C.

Comentarios

Ingresa tu comentario