Buenos Aires, 25/09/2017, edición Nº 1776

“Cotito” Nosiglia: UNEN busca construir algo nuevo

En declaraciones a parabuenosaires.com el legislador porteño dijo que la bancada capitalina de UNEN no tiene “ni prejuicio ni temor a votar distinto” y busca consolidarse en el Recinto. A nivel nacional analizó que “su partido buscará posicionarse al apostar por las coaliciones y las internas abiertas. (CABA) El legislador Juan Francisco Nosiglia ingresó a la Legislatura por SUMA + en UNEN. Hace medio año en el Recinto parlamentario plasma votos y...

En declaraciones a parabuenosaires.com el legislador porteño dijo que la bancada capitalina de UNEN no tiene “ni prejuicio ni temor a votar distinto” y busca consolidarse en el Recinto. A nivel nacional analizó que “su partido buscará posicionarse al apostar por las coaliciones y las internas abiertas.

Juan Francisco Nosiglia

(CABA) El legislador Juan Francisco Nosiglia ingresó a la Legislatura por SUMA + en UNEN. Hace medio año en el Recinto parlamentario plasma votos y opiniones, como ha hecho en conmemoraciones especiales como el 24 de marzo o Malvinas. También para exponer votos positivos o disidencias a leyes resonantes.

Recibió a parabuenosaires.com en su despacho, donde las alusiones a Raúl Alfonsín y Leando N. Alem están presentes y hablan de su tesitura radical dentro del armado UNEN.

En el Recinto parlamentario su fuerza política está entre los dos oficialismos, de Capital  —el PRO— y Nación —el FpV—. En votaciones como la de bares en parques se mostraron a favor de la iniciativa oficial, mientras que ante iniciativas como la de Higiene Urbana, hizo causa común con parte de la oposición y disintió.

Al respecto de estas dinámicas, que toman mayor relevancia en momentos de proyectos clave, Nosiglia ratificó que a su parecer está vigente el llamado “pacto PRO-K”: “Hay un nivel de acuerdo muy importante, sobre todo en temas sensibles. En el Senado, Micheti renunció a una comisión para habilitar el  dictamen favorable para votar el traspaso de los ex centros. Entonces, hay un correlato en lo que pasa en la Legislatura y lo que pasa en el Congreso. No está mal que acuerden, siempre y cuando ese dialogo sea transparente y de cara a la sociedad. Antes se llenaban la boca uno hablando del otro pero resulta que las cosas no son tan así, hay un nivel de acuerdo y se da un doble discurso que no es bueno”.

Al llevar medio año de sesiones, labor parlamentaria, comisiones y otros encuentros, el legislador de SUMA + reflexionó sobre el interbloque UNEN: “Venimos bien, trabajando mucho, mostrando una línea bastante sólida. Tal vez algunos compañeros, en especial el bloque Verde Alameda, no han votado algunas leyes como la mayoría, pero después hay un bloque donde ocho o nueve coinciden sobre once Diputados. Nosotros no tenemos ni prejuicio ni temor a votar distinto, no hay necesidad de forzar votaciones. Es un mecanismo desde el cual vamos confluyendo. Es un ejercicio que va a llevar tiempo para consolidarnos en una bancada más homogénea. Es una de las fortalezas del espacio porque en la Argentina no hay cultura de las coaliciones políticas. Es sano que tengamos el tiempo de aprender a disentir sin temor a la discusión”.

Del mismo modo, defendió su espacio político, frente a las críticas que buscan comprar a UNEN con La Alianza. Nosiglia expuso que “el país cambió, las fuerzas políticas cambiaron”. “La Alianza y UNEN no son lo mismo. Hay otra generación de dirigentes y muchos que estaban antes aprendieron de sus errores”.

En línea con reivindicar el carácter de coalición de UNEN, sostuvo que la aparición de las primarias es “buena para resolver el problema conflictivo de estos frentes”. “En las PASO los demás partidos no pusieron en valor lo que representa una interna abierta. La consolidación del frente tuvo que ver con eso”, analizó.

“Se termina un ciclo político y hay que empezar a imaginar otro. Es lo que quiere hacer el Frente Amplio UNEN. Intentar construir  y movilizar a la sociedad para un ciclo político distinto. Todavía hay grandes oportunidades, estos últimos diez años contamos con condiciones extraordinarias”, opinó.

En este tiempo, la reivindicación que hizo el oficialismo nacional sobre el ex presidente Raúl Alfonsín fue debate de políticos y referentes sociales. Para Nosiglia, “el perdón de Néstor Kirchner por 25 años si haber hecho nada en derechos humanos fue una barbaridad porque se pasó el juicio a las juntas”. “Esa fue la primera consideración de kirchnerismo a Alfonsín. Luego empezó a reivindicar algunas cosas. El kirchnerismo se encontró muy solo y quería encontrar en Alfonsín  alguna interlocución hablar de las cosas que estaban haciendo. Nosotros pensamos que todo lo que hace es un proyecto de poder, es pragmático y oportunista”, argumentó.

Para cerrar, y en línea con iniciativas parlamentarias de su autoría, dio su parecer sobre el momento que vive la Ciudad de Buenos Aires desde que la gestión del macrismo es gobierno: “En la ciudad tenemos las mismas críticas que al kirchnerismo con otro enfoque. Hay una gestión con capacidad propagandística extraordinaria pero en gestión de educación y salud deja muchos antecedentes. Resulta paradójico que en distrito más rico del país que los maestros tengan básicos lamentables. También es grave la iniciativa de Terminá la Secundaria. No está avalada por el Ministerio nacional. No puede garantizar vacantes y se lanza a buscar a todos los chicos del país. Hay pocas especificaciones y el PRO rechazó pedidos de informes. Hay que darle dignidad al estudio, no degradarla con títulos secundarios por internet”. 

Comentarios

Ingresa tu comentario