Buenos Aires, 18/10/2017, edición Nº 1799

Impiden anotar a una beba en una escuela de natación en Belgrano por tener dos madres

La legisladora de la ciudad de Buenos Aires por el Frente para la Victoria, Maria Rachid, ya solicitó una reunión con las autoridades de la escuela de natación. (CABA) Andrea Rivas, madre de la niña afectada, contó que la directora se excusó en que sus clases son para “familias tradicionales” y usó un argumento insólito. Preparan un escrache. “Estamos fritos“, con esas palabras la directora de la Primera Escuela Argentina...

La legisladora de la ciudad de Buenos Aires por el Frente para la Victoria, Maria Rachid, ya solicitó una reunión con las autoridades de la escuela de natación.

0008147265

(CABA) Andrea Rivas, madre de la niña afectada, contó que la directora se excusó en que sus clases son para “familias tradicionales” y usó un argumento insólito. Preparan un escrache.

Estamos fritos“, con esas palabras la directora de la Primera Escuela Argentina de Natación para Bebés, Patricia Cirigliano, inició un insólito argumento para informarle a Andrea Rivas los motivos por los que su beba no podía ser inscripta en aquella institución del barrio de Belgrano que se define como “un prestigioso referente internacional”.

La rebuscada explicación de la directora no fue más que una excusa homofóbica. La charla había comenzado bien: Andrea le contó que su hija Francesca disfrutaba del agua y Patricia -entusiasmada por tener una nueva socia- le detalló que durante las primeras cuatro clases la beba tenía que acudir acompañada por su mamá y para la siguiente sería necesaria la presencia del padre.

En ese momento yo le expliqué que Francesca tenía dos mamás. Ella se quedó callada y me preguntó cómo podía ser, a lo que yo le respondí que era hija de un matrimonio igualitario“, contó Andrea. Tras esas palabras, la directora respondió: “Estamos fritos“.

2009-11-07-C3-993579

A la contundente frase le siguió una polémica argumentación, relatada así por la mamá de la beba: “Nos dijo que las clases son para familias tradicionales. Explicó que el problema es que el medio del agua es similar al intrauterino y exponerla en este método le generaría un daño a mi hija“.

Andrea, quien se casó con Sabrina en 2011, le dijo que la denunciaría por discriminación, pero Cirigliano no se inmutó ante la advertencia y respondió: “Hacé lo que quieras“. Ante ese panorama, un amigo homosexual de la pareja llamó a la escuela de natación para averiguar si lo dejaban anotar a su hijo pero también obtuvo un “estamos fritos” como respuesta.

María Rachid, legisladora de la ciudad de Buenos Aires por el Frente para la Victoria, solicitó una reunión con las autoridades de la Primera Escuela Argentina de Natación para Bebés, que se llevará a cabo el próximo martes por la tarde.

Queremos ver qué nos dicen en esa reunión antes de hacer todas las denuncias“, afirmó Andrea, quien insistió en que es “muy doloroso” que su hija deba pasar por esa situación y confesó que luego de ese episodio estuvo mal pero al compartir su relato del hecho en las redes sociales recibió la contención de muchísima gente que se solidarizó con ellas.

Indagada sobre cuáles serán los pasos a seguir, afirmó: “Primero veremos si siguen con la misma postura después de reunirse con Rachid. De ser así, además de un escrache haremos una denuncia al INADI para que evalúe si hubo discriminación –que creemos que en este caso fue muy grosera- y también realizaremos la denuncia ante la Justicia Contravencional. La gente tiene que saber lo que pasa en ese lugar“.

Fuente: Minutouno

Comentarios

Ingresa tu comentario