Buenos Aires, 13/12/2017, edición Nº 1855

Hallan objetos nazis y armas en un departamento de Caballito

El allanamiento fue ordenado a raíz de que se advirtiera "publicidad discriminatoria" en una página de internet.

(CABA) Siguen apareciendo objetos vinculados con el nazismo. Esta vez, en un departamento del barrio porteño de Caballito que fue allanado en las últimas horas, en el que también fueron encontrados una gran cantidad de armas de distintos calibres y explosivos.

En un domicilio particular hallaron objetos con águilas imperiales y esvásticas, plantillas de estampillas con la imagen de Adolf Hitler, uniformes militares probablemente originales, bibliografía negacionista del Holocausto y fotos conmemorativas del régimen genocida, informó el Ministerio Público Fiscal a través de un comunicado.

El allanamiento fue solicitado por la Fiscalía Nº 22 -especializada en conductas discriminatorias y a cargo de Aníbal Brunet– a partir de una investigación de una página de Internet que promovía la venta de diversos objetos con simbología nazi, lo que fue considerado por el representante del Ministerio Público como actos discriminatorios penados por la ley 23.592.

El pedido fue autorizado por la jueza Gabriela Zangaro, a cargo del Juzgado en lo Penal, Contravencional y de Faltas Nº 22.

En el operativo, conocido ayer, pero realizado el jueves pasado por la División Conductas Discriminatorias de la Policía Federal Argentina, se secuestró material que reivindicaba el régimen nazi y armas de diverso tipo y calibre: una carabina y dos escopetas semiautomáticas, un fusil Máuser, 13 armas cortas, dos pistolas Glock, revólveres 32 y 38, un revólver Magnum 357, granadas, morteros, espoletas, cartuchos de gas de hostigamiento, proyectiles y 200 cartuchos de bala. Aunque el poseedor del material contaba con permiso para la tenencia de algunas de las armas de fuego incautadas, no lo tenía para la venta del material explosivo, lo que está prohibido por la ley.

Este procedimiento es un claro ejemplo de que no debemos banalizar las conductas que tiendan a la publicidad de la superioridad racial o de la incitación al odio racial o religioso. Está demostrado que esos comportamientos delictivos, una vez investigados debidamente, permiten descubrir verdaderas organizaciones conformadas a tales fines u otros crímenes de diferente envergadura”, indicó Gustavo Galante, secretario de Acceso a la Justicia de la Fiscalía de la Ciudad.

Mientras tanto, el Ministerio Público de la Ciudad espera ahora el resultado de los peritajes sobre el material secuestrado (armas, explosivos, computadoras).

El vendedor de ese material quedó imputado por tenencia ilegal de armas -penada por el artículo 189 bis del Código Penal- y por infracción a la ley 23.592, que reprime “a quienes por cualquier medio alentaren o incitaren a la persecución o el odio contra una persona o un grupo de personas a causa de su raza, religión, nacionalidad o ideas políticas”. NR


Fuente consultada: La Nación

Comentarios

Ingresa tu comentario