Buenos Aires, 23/10/2017, edición Nº 1804

“Hacen falta más debates, pero el PRO los rehúye”

Desafió a Larreta a discutir sobre el manejo del dinero público. Fue después de ratificar por escrito que irá al balotaje y de admitir presiones para que se baje.

Desafió a Larreta a discutir sobre el manejo del dinero público. Fue después de ratificar por escrito que irá al ballotage y de admitir presiones para que se baje.

-¿Qué cosas en común tiene con La Cámpora y la izquierda?
-Es conocido mi rechazo a las políticas que impulsa La Cámpora.

-Pero va a tener que buscar el voto de ellos para el ballotage…
-No son los votos de ellos. El electorado es soberano y tiene que decidir entre dos opciones sobre quién le parece mejor para administrar la Ciudad.

-¿Hará un clik en la campaña, teniendo en cuenta que quedaron afuera los más antimacristas?
-Siempre hemos sido coherentes, vamos a seguir discutiendo con datos y con propuestas. Hay una falsa antinomia. La sociedad se pierde de mucha de la riqueza cuando nos paramos en dos puntas en donde todo es irreductible y no se le reconoce nada al otro.

-La noche de las elecciones ratificó que irá al ballotage, pero también dijo ‘prepáranse’ que voy a colocar en debate el tema de la transparencia…
-Dije ‘prepárense’ a todos. A los nuestros, porque vienen exhaustos de competir contra dos Estados que hacen uso obsceno de los recursos visibles e invisibles. Obscenos.

-No parece que el uso del aparato estatal tenga sanción social. En casi todos lados gana el oficialismo….
-No hacemos una campaña en base a lo que dicen las encuestas, sino en base a lo que creemos que debe tener prioridad.

-¿El macrismo y el kirchnerismo son lo mismo en ese tema?
-Claramente el PRO y el Frente para la Victoria son animales distintos en un montón de cuestiones. Pero en otras tienen prácticas comunes, como en el uso de la publicidad oficial. Nosotros haríamos un mejor uso del presupuesto que Macri.

-En la oposición, Macri genera las mayores expectativas de terminar con el kirchnerismo. ¿Le preocupa ser quien dañe esa candidatura?
-No lo veo así. Acá se está decidiendo quien tiene más claras las prioridades para gestionar la Ciudad, que recibió mucho dinero estos años. Y después se va a discutir lo nacional. Son cuestiones separadas.

-¿No descarta votar a Macri en octubre si gana las PASO?
-Me parece que a trece días de un ballotage tenemos que discutir sobre el rol que debe tener un jefe de Gobierno.

– A sus aliados Carrió y Sanz les preocupa que la pelea local dañe la estrategia nacional…
-Porque creen que son discusiones absolutamente separadas.

-¿Fueron más fuertes las presiones internas o las externas para que se baje del ballotage?
-¿Con qué piso electoral se conformaría en la segunda vuelta?
-No tenemos piso ni techo. Nos conformamos con que haya una buena discusión sobre la Ciudad.

-¿En qué marco se daría?
-Hay que hacer más debates públicos, de candidatos, de equipos técnicos…Pero el PRO los rehúye. Para una fuerza que se adjudica representar a la nueva política, nos llama la atención.

-¿Larreta le tiene miedo?
-Supongo que es por consejo de los gurúes de campaña.

-¿Le molesta que le sigan preguntando si se baja del ballotage?
-Aunque sigan las presiones, vamos a cumplir con lo que votaron los porteños.

-¿De dónde vienen las presiones?
-Vienen de distintos lugares. Es lo que se refleja en las preguntas.

Comentarios

Ingresa tu comentario