Gelsomina Blablablá, un innovador espectáculo infantil en Nün Teatro Bar

Un espectáculo infantil, innovador y divertido, que defiende la inclusión y es apto para toda la familia

(CABA) Gelsomina es una artista con todas las letras, aunque no pueda oírlas. Es una chica de gran iniciativa que se comunica en lengua de señas. Su manera de ser, sin embargo, hace mucho ruido en los corazones de quienes la conocen.

Su dificultad la ha convertido en alguien especial, original, inigualable. Gelsomina es la única capaz de ayudar a la narradora Blablablá, porque a ella se le terminaron todos los cuentos y no va a poder continuar su viaje ni regresar a casa a menos que pueda crear una nueva historia.

Esta es la línea narrativa de “Gelsomina Blablablá”, un show luminoso que incluye canciones, bailes, números de clown y una narración integrada para personas hipoacúsicas. Inspirada en personajes de “La Strada” de Federico Fellini y de “Gelsomino en el país de los mentirosos”, de Gianni Rodari, la obra le da a chicos y grandes la oportunidad de encontrar un camino, forjado en uno mismo, que lleve a la aceptación del otro, de lo extraño, de lo que muchas veces no alcanzamos a comprender.

La compañía de Gelsomina se originó en 1999. Su directora es Gabriela Bianco, verdadera pionera en estas lides. Su primera realización, “Isatustra, así hablaba Isadora”, ya estaba pensado en lengua de señas, siempre fundiéndola con el clima visual y musical del espectáculo.

Este show tiene la virtud de acercarle una propuesta divertida a las personas sordas sin descuidar al público en general, con un gran sentido artístico, poético y experimental.

La música original, muy bella, es de Ale Dolina. Las protagonistas, frescas, joviales y muy expresivas, son Daniela Fortunato Lynch y Natalia Tesone. Hay ilustraciones a cargo de Carolina Tapia, el vestuario es de Magda Banach, y la iluminación, mágica, es de Ricardo Sica. NT