Un fuego: María del Mar protagonizó una sesión de fotos muy hot

A los 24 años y tras el escandaloso divorcio de Alé, debuta en ShowMatch. Se destapó con una sensual producción y habló de todo.

(CABA) Su pasional relación con Matías Alé (38), surgida en el verano de 2015, mientras el actor pensaba en casarse con Sabrina Ravelli, catapultó a la fama a María del Mar Cuello Molar (24). Luego llegó la boda y el desenlace que nadie esperaba, más allá de las bromas que generaba la fama de playboy de Matías: la bella cordobesa se separó del actor en medio de un escándalo que incluyó un brote psicótico de Alé, su posterior internación en una clínica psiquiátrica, acusaciones cruzadas, magia negra, infidelidades y más.

Luego de un divorcio exprés, María está ante la gran oportunidad de capitalizar esa fama que le dio los avatares de su vida privada. ¿Por dónde empezará? Nada más y nada menos que por Bailando 2016. Y antes de debutar en la pista más famosa, posó muy sexy para Ciudad.com y habló de todo.

-¿Cómo te preparás para el Bailando?
-Me estoy tratando de preparar lo mejor que puedo. Se me está complicando un poco el tema de los tacos… Soy pésima bailando disco con tacos. Con la coordinación tampoco me llevo tan bien. Por eso estamos ensayando mucho.

-¿Cómo te llevás con Fernando Bertona, tu bailarín?
-Baila re bien, me tiene mucha paciencia, es compañero, me explica. Con los trucos vamos bien por ahora, ja, ja.

-¿Cómo tomaste la decisión de estar en el Bailando? Es un programa con una gran exposición y vos venís de un momento difícil en tu vida.
-Cuando me lo propusieron pensé “me gusta la propuesta, muchos querrían estar en mí lugar”. Y aparte necesitaba trabajar, así que lo acepté.

María del Mar 10

-¿Cómo lo tomó tu familia?
-Al principio no les gustó mucho, no querían que vaya. Tenían miedo y saben que no me gustaron nunca los medios y que no sirvo… Bah, que no servía para esto por mi timidez. Pero ahora mi nona está chocha, se traga todos los programas relacionados al Bailando.

-¿Cómo que sos tímida?
-Sí. Muy, muy. Trato de soltarme y serlo menos. Incluso, muchos me dicen que por mi cara parezco amarga, pero es sólo por mi timidez.

-¿Cómo te llevás con la soltería?
-Espléndidamente. Estoy viviendo sola y me gusta. Soy muy solitaria, prefiero estar sola. Prefiero dormir sola que mal acompañada.

-¿Ya sos una mujer divorciada legalmente, no?
-Sí, ahora cuando tengo que llenar algún papel, tengo que poner “divorciada”, qué horror.

-¿Te pudiste reponer de todo lo que te pasó en estos últimos ocho meses?
-Y… Si no me repongo ahora, no me repongo más.

-¿Estás haciendo terapia?
-Ahora no. Hice durante el tratamiento de Matías, era para que me prepararan para su rehabilitación.

-¿Te gusta salir a bailar con amigas o estás quedándote más en tu casa?
-Sí, soy de ir al “cachengue”, pero ahora no puedo mucho porque estoy ensayando. Estoy medio controlada. Igual mis amigas ya me están reclamando para que habilite el departamento para juntarnos antes de salir. ¡Ellas están en la joda!

María del Mar 12

-¿Son tus amigas cordobesas o algunas que te hiciste en Buenos Aires?
-Mi grupo de amigas cordobesas que tengo acá se vinieron todas hace unos años porque, aunque no lo crean, son todas bailarinas ¡y nunca pude aprender nada!

-Te van a ir a ver esta noche al Bailando, me imagino…
-Sí, claro, con vincha y todo. Las espero ahí.

-Cambiando de tema, Luifa de Gran Hermano 2016 contó una supuesta relación que tuvo con vos. ¿Qué hay de cierto?
-Mirá, soy muy observadora y tengo mucha memoria visual, pero no lo tengo para nada a este chico, ni siquiera de haberlo visto en un boliche. Si sigue hablando, Fernando Burlando (su abogado) se va a encargar del tema. Quiero que diga la verdad, que no me conoce y por qué inventó todo. No sé por qué dijo eso, no sé su historia ni de qué lado viene. No quiero que me deje como gauchita ni nada, que diga la verdad, que es que no nos conocemos. Encima fue bastante guarango al hablar.

-¿Y qué tipo de hombre buscás ahora que estás soltera?
-No estoy mirando mucho. Al principio no se me acercaban porque creían que les iba a hacer algún “gualicho” o algo de eso, ahora ya se me acercan más…

-¿Volverías a salir con un famoso?
-No sé si me gustaría, tiene que tener algo que me cautive, eso sí.

María del Mar 3

-¿Te gustan más los altos, bajos, morochos, rubios?
-Lo que más me llama la atención es que tengamos piel… De eso te das cuenta ni bien te conocés.

-¿Te seguís hablando con Matías?
-Nada, cero.

-¿Desde cuándo?
-Desde hace más de un mes no tenemos ningún tipo de contacto y se acabó toda posibilidad de reconciliación.

-¿Hubo algún acercamiento en un principio, entonces?
-Al principio sí teníamos ganas de volver, lo habíamos conversado mucho para dejar esperar que todo sane, por lo menos de mi parte.

-¿Tuvieron algún momento de intimidad en esos intentos de reconciliarse?
-No, ninguno.

-¿Y cómo tomarías que Matías se pusiera de novio con otra chica?
-Me alegraría por él, se lo merece. Ojalá encuentre una persona que lo quiera.

-¿En qué quedó tu relación con May Alexander? Pasó de ser testigo de tu boda a tu peor enemiga…
-¡Ni me la nombres!

-¿Y si algún día va al Bailando?
-Eso es seguro, sé que en algún momento va a ir.

-¿No te da pena que se haya perdido la amistad que había entre ustedes?
-Sí, eso sí. Porque me pasa algo muy loco. La gente se piensa que hice todo lo que hice para entrar al Bailando y la verdad es que no, yo no busqué nada. Cuando me separé me volví a Córdoba, a mi lugar y May -justamente para seguir consiguiendo lo que quería, que no sé bien qué es- inventaba cosas y gracias a eso terminé entrando al Bailando. Así que le agradezco porque por todos los quilombos que armó estoy acá.

María del Mar 7

-Quizás en algún momento se amiguen…
-No. Con todo lo que me cagaron, no.

-¿Le tenés miedo al jurado?
-Sí.

-¿Quién te da más miedo de los cinco: Ángel de Brito, Pampita, Moria Casán, Solita Silveyra o Marcelo Polino?
-¡El jurado entero! Me da miedo todo el tema de “poné la manito así, el piecito asá”. Yo le dije a Chechu, mi coach, que me ate los brazos así no se me van para adentro cuando bailo, así quizás no me reten tanto.

-Soñar no cuesta nada: ¿te imaginás como ganadora del Bailando?
-No. Y tampoco voy para eso, voy para que dure lo que tenga que durar y por el sueño que vamos a representar, que es de Córdoba. Voy para que me conozcan cómo soy realmente. NR