Buenos Aires, 23/03/2017

Vidal, Larreta y Frigerio firmaron convenios para urbanizar la cuenca Matanza-Riachuelo

El Gobierno nacional firmó un acta de entendimiento con la provincia y la ciudad de Buenos Aires para la reactivación de obras en la zona, que comprenderán 3.800 soluciones habitacionales.

(PBA) El Gobierno nacional firmó un acta de entendimiento con la provincia de Buenos Aires y la ciudad de Buenos Aires para la reactivación de obras en la zona de la cuenca Matanza-Riachuelo (Acumar), que comprenderán 3.800 soluciones habitacionales, por 1.900 millones de pesos, con un plazo de ejecución de 18 meses y el objetivo de cumplir el fallo de hace 7 años de la Corte Suprema que ordenó el saneamiento de toda la zona.

El ministro de Ambiente, Sergio Bergman, quien habló con la prensa en la Casa de Gobierno, explicó que “la expectativa es que al estar la tres jurisdicciones con el mismo signo político (gobierno de Cambiemos) queremos aumentar la eficiencia, el nivel de respuesta y resolver esta deuda social tan importante con la gente de la cuenca”.

En sintonía, el ministro detalló a Télam que tuvieron problemas para “hacer el relevamiento” en el área durante “los últimos seis meses debido al nivel de devastación general” en que se encontró el gobierno bonaerense, pero indicó que ahora “se ordenó la tarea y se consolidó un plan con los intendentes” de la zona sur del conurbano que bordea el Matanza-Riachuelo.

Precisó que “hubo que relevar los barrios y además había contratistas a los que se les había dado un adelanto y no hicieron nada y otros contratistas que estaban esperando una redefinición” con el cambio de Gobierno.

En cuanto al acta compromiso firmado por el Gobierno con las jurisdicciones, aclaró el ministro que “no es sano ni bueno comprometer tiempo sino procesos” y abogó por un período de “constancia y seriedad en el trabajo y así van a haber buenas novedades”.

El acta lo firmaron también el ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio; la gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal y el jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, en el Salón de los Escudos del Ministerio.

cuenca riachuelo

Bergman dijo a Télam que el acuerdo consiste en iniciar las “acciones de rectivación de obras en la zona de Acumar, como es la urbanización y de soluciones habitacionales, como así la reactivación de contratos y construcción de viviendas con aquellas jurisdicciones que fueron relevadas en los últimos seis meses”.

“Son 3.800 soluciones habitacionales con una inversión de 1.900 millones de pesos y un tiempo de ejecución de hasta 18 meses”, sostuvo el ministro de Ambiente, aunque aclaró que “algunas obras estarán antes porque estaban avanzadas”.

Asimismo, apuntó que “la ciudad de Buenos Aires acaba de firmar siete convenios que incluye más de 300 viviendas y está completando las que tenía en ejecución, con lo cual llegará a un alto porcentaje de la manda” judicial de la Corte Suprema, que ante la intervención de la justicia federal con competencia en esa zona del sur del conurbano, intervino y le ordenó al Gobierno nacional trabajar para el pronto saneamiento.

En ese sentido, Bergman sostuvo que “se trabaja con la Corte y los jueces federales, quienes hacen el seguimiento de la manda y colaboran con la gestión” de los gobiernos.

“Tanto a la Corte como a los jueces federales hay que reconocer que tuvieron mucha paciencia para ordenarnos en estos meses pero ahora esa licencia de tiempo tiene que estar corroborada con este plan entendimiento-acuerdo”, agregó.

Las orillas de la Cuenca Matanza Riachuelo son habitadas por un número cercano a las 18.000 familias, especialmente en el área comprendida entre la zona sur de la Capital Federal y los distritos que conforman el primer cordón del conurbano.

Hasta el momento se construyeron 2.633 viviendas y en los casos de los partidos de Avellaneda, Lanús y Lomas de Zamora ya se le dio solución a la mayoría de las familias que habitaban las orillas, y se está en proceso de dar una alternativa habitacional definitiva a los castigados vecinos de Villa Inflamable, ubicada en el corazón del polo petroquímico de Dock Sud.

Otros asentamientos ribereños como la Villa 26, y parte de la Villa 21-24, en Barracas, ya realizaron traslados parciales a complejos habitacionales construidos en Luzuriaga y Olavarría y en Castañares y General Paz. Otros inmuebles, cuya construcción está en marcha, estarán emplazados en las Calles Lacarra y San Antonio. NR

larreta vidal

Comentarios

Ingresa tu comentario