Buenos Aires, 21/10/2017, edición Nº 1802

Festival de cine ruso en Buenos Aires

El Festival La Semana del Cine Ruso se realizará en el Gaumont del 7 al 11 de diciembre.

(PBA) Como parte de las celebraciones del Año de la Cultura se presentarán sies películas contemporáneas en la capital porteña.

Sin fronteras

Una comedia sobre un amor pasional, conmovedor, ingenuo y disparatado, que se ajusta a cualquier edad y no conoce fronteras. Está dirigida por tres directores, cada uno de una nacionalidad distinta, de las antiguas repúblicas soviéticas: el georgiano Rezó Gigineishvili, el ruso Román Prigunov y el armenio Karén Oganesián. “La película no solo habla de la plurinacionalidad de los personajes, de las relaciones contemporáneas, sino también de los espacios de rodaje. Antes nuestros pueblos estaban hermanados y todos los territorios formaban parte de la URSS”, afirman los directores.

La película comienza en un aeropuerto de Moscú, desde donde los protagonistas realizan un viaje a los hermosos valles de las montañas armenias y a las verdes calles de Tiflis. Consta de cuatro historias paralelas que finalmente convergen en la celebración del Año Nuevo en Moscú. Y a pesar de que el estreno fue en octubre, la película tiene muchas posibilidades de convertirse en la comedia preferida de esta Navidad.

Insolación

Se trata de la última película del director Nikita Mijalkov, uno de los más famosos y galardonados maestros del cine ruso, ganador del Oscar por la película Quemados por el sol. De hecho, Insolación también irá este año como candidata al premio a la mejor película de habla no inglesa de la academia norteamericana.

Se basa en la novela homónima del premio Nobel de Literatura Iván Bunin, escrita en la primera mitad del siglo XX. Cuenta el romance breve y repentino entre un joven teniente del ejército de Wrangel y una desconocida, romance que más tarde recordaría en su lecho de muerte el exteniente ya convertido en capitán. La película se ha convertido en el debut en la gran pantalla del actor letón que interpreta el papel principal, Martins Kalita, a quien el propio director calificó como “una copia mejorada de Brad Pitt”.

Orleán

“El florecimiento del género sintético”, “el surrealismo de nuestro tiempo” o “absoluto kitsch con una realización impecable” son algunas de las calificaciones que han regalado los críticos a la película de Andréi Proshkin, que participó este verano en el Festival Internacional de Cine de Moscú. La película se desarrolla en la ciudad ficticia de Orleán, en un país también ficticio. Este modelo a escala del mundo real se construye a partir de tres personajes: una peluquera superficial, un cirujano y un investigador, en cuyas vidas irrumpe un maníaco asesino que, en realidad, representa su mala conciencia.

El guión fue escrito por el novelista y guionista Yuri Arábov. Elena Liádova, protagonista de Leviathan, interpreta uno de los papeles principales también en esta película. El papel de la peluquera Lidka le ha valido el premio a la mejor actriz en el Festival Internacional de Moscú.

En puntillas

Nadia Kuznetsova tiene 28 años, vive en Nóvgorod, donde acabó la escuela y se graduó en una universidad, y sueña con ver el mar y recuperar sus dedos. Nadia tiene una enfermedad genética poco común, la epidermólisis bullosa, más conocida como la “piel de mariposa”, por culpa de la cual su piel se llena de heridas al más mínimo roce. Se trata de una enfermedad crónica; como dice la propia Nadia, “no me enfrento a ella, vivo con ella”. Su lucha es, en realidad, por llevar una vida normal.

Y tras años de pruebas, finalmente lo consigue. Es uno de los documentales más conmovedores y humanos del cine reciente. Fue rodado este año por el periodista Román Súper, quien antes rodó para la televisión varios reportajes sobre personas con la misma enfermedad en diferentes rincones de Rusia. La película fue presentada por primera vez en el programa de documentales del festival de Cannes.

Estrella

Anna Melikián es una de las jóvenes directoras rusas más laureadas. Su segundo largometraje, La sirena, ganó el premio Fipresci en la Berlinale y el premio a la mejor directora en el festival de cine de Sundance, en los EE. UU.

Estrella es su tercer largometraje, que se estrenó el año pasado y ganó el Gran premio al mejor director en la principal muestra de cine rusa, Kinotavr. Se trata de una tragicomedia sobre la búsqueda de la felicidad de dos mujeres, la amante de un oligarca y una aspirante a actriz. “Es una película que invita a pensar y a debatir; a algunos les hará llorar. Raras veces una película nacional sobre la vida cotidiana despierta este tipo de reacción en el espectador, es más habitual en los dramas sensibleros de Hollywood”, señaló el crítico de cine Antón Dolin en su reseña sobre la película.

El viy

Es uno de los lanzamientos más aclamados en la taquilla internacional en 2014. La película, basada en el relato homónimo de Nikolái Gógol, se rodó durante más de ocho años. En el rodaje de esta superproducción en 3D han participado Ucrania, la República Checa, Gran Bretaña, Alemania y China, y el actor Jason Flemyng interpreta a uno de los protagonistas. Este relato místico del siglo XIX sobre el demonio viy y las brujas de la mitología eslava se ha convertido en una película de suspense y fantasía con una trama confusa, cargada de efectos especiales. Precisamente por estos efectos la película ha sido elogiada, el resto le ha valido unas cuantas críticas.

Sin embargo, la mala valoración de la mayoría de los críticos rusos no impidió que la película recaudara 17,2 millones de dólares el primer fin de semana, superando incluso a Avatar. En China se ha convertido en todo un éxito de taquilla, hasta el punto de que los propios chinos se han ofrecido a producir la segunda parte de la película (El viy 2), cuyo estreno está previsto para 2016 y que contará con la participación de otra estrella invitada además de Flemyng, Rutger Hauer.

Comentarios

Ingresa tu comentario