Buenos Aires, 18/11/2017, edición Nº 1830

En la ciudad piden la expulsión de los alumnos del Nacional

Por los destrozos

Esteban Bullrich, ministro de Educación porteño, dijo que quien “hace ese tipo de acciones merece la máxima sanción educativa”

toma-de-colegios-1773865w645

(CABA) El ministro de Educación de la ciudad de Buenos Aires, Esteban Bullrich, reiteró hoy que la estrategia oficial es no dialogar con los alumnos que tomaron escuelas, pidió que se levanten las tomas y consideró que los alumnos del Colegio Nacional de Buenos Aires (CNBA) que entraron y pintaron la iglesia de San Ignacio de Loyola deberían ser expulsados.

“Tenemos 13 colegios [tomados] registrados en la ciudad, más los dos de la Universidad de Buenos Aires [el Nacional y el Pellegrini]. Repito: no vemos razón para la toma. Otros años que había tomas, había un objetivo común, ahora no hay una razón”, opinó.

“Seguimos trabajando en la reforma, es el camino que vamos a seguir. Yo con una escuela tomada no voy a dialogar”, sostuvo, en diálogo con radio La Red .

Bullrich dijo que los argumentos de los alumnos “ya han sido cubiertos” e insistió en que en el gobierno porteño “hay alguien que dialoga”.

El ministro de Educación de la ciudad dijo que la idea de que “la única iglesia que ilumina es la que arde” es “de la Edad Media” y pidió no “repetir lemas del pasado”.

Consultado sobre si los alumnos del CNBA que entraron, pintaron e intentaron quemar la iglesia de San Ignacio de Loyola deberían ser expulsados de la histórica institución, Bullrich contestó: “Sí, creo que si, alguien que hace ese tipo de acciones merece la máxima sanción educativa”.

Fuente consultada: La Nación

Comentarios

Ingresa tu comentario