Buenos Aires, 23/09/2017, edición Nº 1774

Distrito Arcos: la Justicia frena la inauguración

Nuevo Shopping.

Distrito-Arcos-estreno_IECIMA20131205_0001_7

(CABA) Un recurso de amparo, en respuesta a una presentación de la Federación de Comercio e Industria de la Ciudad de Buenos Aires (Fecoba), dejó en suspenso la apertura del complejo de la empresa IRSA, situado en Paraguay, entre Godoy Cruz y Juan B. Justo, a la que tenían previsto asistir el jefe de Gabinete nacional, Jorge Capitanich, y el jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri, según anunciaba la empresa en la invitación.

En respuesta a un recurso de amparo solicitado por Fecoba, el juez Aurelio Ammirato dispuso la suspensión de la apertura del centro comercial hasta que la Justicia se expida sobre la legalidad, o no, de su construcción.

“Las principales marcas ya anticipaban la apertura de Distrito Arcos con carteles promocionales en las avenidas Santa Fe, Godoy Cruz y Paraguay. Pero deberán abstenerse de inaugurarlo hasta que se resuelva sobre la cuestión de fondo”, dijo Vicente Lourenzo, vicepresidente de Fecoba.

Ammirato, juez en lo Contencioso Administrativo porteño intimó, además, a la empresa a brindar las explicaciones pertinentes respecto de la campaña que anunciaba su inauguración. Y recordó en su resolución que sigue pendiente la sentencia sobre el conflicto que se inició por el cuestionamiento de la validez de la obra.

En Irsa, al cierre de esta edición, analizaban los pasos a seguir, aunque aseguraron que iban a acatar el fallo de la Justicia.

La construcción del paseo de compras se inició, con el aval de la Legislatura, en diciembre de 2012. En septiembre de este año un grupo de legisladores, ex legisladores e integrantes de comunas porteñas presentó un recurso de amparo en el que se cuestionaba que el predio en donde está el shopping no fue incluido en la primera lectura de la ley sancionada el año pasado. En ese momento, Ammirato frenó la construcción con una medida cautelar y pidió una serie de documentos.

“Irsa no tenía permiso de obra tal cual exige la ley. Después presentó los planos y el juez autorizó que se siguiera construyendo, pero a su vez advirtió que no se iba a poder inaugurar hasta que no se resuelva la cuestión de fondo. Nosotros le enviamos documentación complementaria mostrando cómo igualmente iban a inaugurar el Distrito Arcos”, agregó Lourenzo.

En la resolución, el juez recordó: “Arcos del Gourmet SA podrá, además -bajo su exclusivo riesgo y a las resultas de lo que se resuelva en definitiva en esta causa-, continuar la ejecución de la obra que lleva a cabo en el predio de referencia según los planos registrados ante la Dirección General de Registro de Obras y Catastro. Pero si la finalizase deberá abstenerse de inaugurarla, toda vez que aquello queda condicionado al dictado de la sentencia definitiva y según lo que allí se resuelva sobre la cuestión de fondo.”

Ammirato le exige a Irsa que en el plazo de un día deberá informar si la presunta campaña de difusión que la accionante denuncia fue encomendada por la empresa, y si tiene previsto inaugurar el establecimiento comercial, “situación que comportaría un flagrante incumplimiento del mandato judicial”.

El complejo contará con 65 locales, 20 góndolas y un espacio para compras a cielo abierto. Parte del proyecto incluye la recuperación de los antiguos galpones con arcos y, además, la construcción de cines, locales de gastronomía, cocheras e incluso un museo de la fotografía.

Además, la empresa restaurará el edificio junto a la estación Pacífico, sede de la Administración de Infraestructura Ferroviaria (ADIF).

Fecoba se opone a la concreción de este proyecto porque, a su entender, perjudicará a los comercios de Palermo. “En la audiencia pública manifestamos nuestra oposición y el impacto que esto iba a generar en Palermo y su radio de acción. Hay muchos comerciantes que han invertido en diseño y gastronomía y ahora llega un espacio con este tamaño. Los van a hacer desaparecer”, dijo Lourenzo.

Fuente consultada: La Nación

Comentarios

Ingresa tu comentario