Diego Valenzuela: “Gobiernos más cercanos a la comunidad son más legítimos y...

Diego Valenzuela: “Gobiernos más cercanos a la comunidad son más legítimos y democráticos”

Escribe Diego Valenzuela, intendente de Tres de Febrero

(PBA) Desde que asumí como intendente, en diciembre de 2015, vengo confirmando que los gobiernos locales son el primer mostrador de la democracia: salvo excepciones, el vecino de un barrio o localidad habla fundamentalmente de los temas que representan sus preocupaciones cotidianas, y piensa primero en el intendente o en los concejales para buscar una solución a sus problemas (incluso para aquellos que son de competencia nacional o provincial). Esto ha llevado a que las intendencias (muchas veces sin los recursos adecuados) ingresen en temas muy diversos como salud, seguridad, movilidad, trabajo o medioambiente.

El contacto directo es parte fundamental del trabajo en un municipio, porque a nivel local los funcionarios son vecinos que conviven y comparten con sus semejantes la realidad sobre la que toman decisiones. Un municipio no se gobierna desde una oficina; es imprescindible estar cerca de la gente, entender lo que pasa, dar la cara, rendir cuentas. En una reciente visita a Holanda fui parte del primer Parlamento Mundial de Alcaldes que se realizó en la ciudad de La Haya con más de 60 ciudades de todo el mundo, con la idea de formar un foro permanente que ponga en la discusión global a las ciudades, por considerar que en ellas se ejecutan las políticas nacionales y se lidia con casi todas las problemáticas del mundo actual: migraciones, cambio climático, movilidad, trabajo, entre otros. El protagonista en una ciudad es el ciudadano. Es el que elige y el que exige. Es el que nos marca la agenda porque en las ciudades la gente tiene la oportunidad real de participar en el proceso de toma de decisiones, generando un sentimiento de pertenencia difícil de lograr a nivel nacional. En La Haya, uno de los ejes de la discusión fue cómo sostener y fomentar la participación del ciudadano para hacer más legítima la democracia local. Participé de un taller en el que se escucharon diferentes experiencias de ciudades, como la de los presupuestos participativos, en los que los vecinos proponen y votan proyectos que ingresan automáticamente al presupuesto del año siguiente. Este programa ya lo instauramos en Tres de Febrero y ya funciona en muchos municipios.

El IRI (Instituto Republicano Internacional) creó varios modelos novedosos: el motor para el desarrollo local, que identifica un obstáculo económico y fija objetivos (por ejemplo, promover un lugar turístico), genera un sistema con coordinador y reuniones para levantar ideas, armar una estrategia y ponerla en práctica. O un sistema llamado “El Gobierno en tu comunidad”, donde los vecinos llevan sus preguntas e inquietudes a un funcionario, y con esa información mejorar los servicios públicos. En esa línea, en Tres de Febrero instauramos el programa “La Muni en tu plaza” mediante el cual acercamos el estado y los servicios a cada barrio, especialmente a aquellos con más necesidades. Gobiernos más cercanos y abiertos a la comunidad son gobiernos más legítimos y democráticos. La democracia no es sólo aquello que sucede cuando hay elecciones, sino también lo que ocurre entre gobiernos y ciudadanos entre elecciones. Esto hace más vital a nuestro sistema y da confianza al vecino en sus representantes. NR

diego-valenzuela2

Fuente: Clarín