Cristan Castro criticó duramente a Luis Miguel

Cristan Castro criticó duramente a Luis Miguel

(CABA) El extraño del pelo verde ya no es tan prudente al declarar y esa es parte de su evolución. Dice que está en su peor momento romántico. Que sueña con la muerte. Que quiere ayudar al decaído Luis Miguel y pedirle perdón a la familia de Gustavo Cerati. Es fácil juzgar al hijo de Verónica Castro, pero difícil ponerse en sus zapatos (calce 43). Sobrino de Ron Damón (Valdés, de “El chavo del 8”), la vecindad se le alborotó desde temprano. A los seis ya era la estrella infantil de un culebrón protagonizado por su mamá sobre una chica embarazada que se negaba a un aborto y regalaba a su hijo. A los siete ya tenía programa de radio propio (“La hora de Cristian”). A los 16 cantaba uno de los máximos hits de su carrera (“No podrás”), que detonaba las discotecas latinoamericanas de los ‘90. Tuvo que esperar a los 30 años para pararse frente a su padre por primera vez. Toreó al Edipo. Atravesó dos divorcios. Esquivó un millón de críticas, como la de haber bautizado Zaratustra a su hijo (igual que el profeta del libro de Nietzsche).

El domingo le regaló una Catrina a “Su”, una calaverita “alarga-vida”. Como buen mexicano, festeja con devoción el Día de muertos, cada noviembre. “Ustedes son más alegres, ‘Ponele onda’, dicen. A nosotros nos gusta mucho la tristeza, la muerte. Estamos obsesionados con esos temas. Yo sueño mucho con la muerte” dijo.

“Veo a la muerte de frente, en amigos, la siento que llega, siento vientos que traen aromas de muerte. Pienso en el buen morir. Sin ser sádico, desarrollé presentimientos y sensibilidades. La muerte Juan Gabriel fue devastadora. Hice un duelo en Twitter de un mes. No había tenido una muerte tan cercana de un colega y me hizo reflexionar sobre la vida que llevamos los músicos”, admite angustiado.

Al mismo tiempo habló sobre su colega Luis Miguel quien está aislado del mundo mediático: “No se le ve en el ambiente. Se ha aislado bastante y no le conviene. No le está conviniendo la idea de no socializar. Tiene que acercarse a nosotros, sus colegas. Tal vez tiene que trabajar menos. Creo que se ha excedido en mucho trabajo, tanto viaje. Por eso tambien perdimos a Juan Gabriel”. Por otro lado aseguró que quiere acercarse a su compañero para saber que es lo que siente y ayudarlo. NT