Buenos Aires, 13/12/2017, edición Nº 1855

Confirmado: habrá Dakar 2016 con Leo Messi como invitado especial

La legendaria carrera largará desde Buenos Aires. El astro del Barcelona estará presente en una de las ceremonias inaugurales.

(CABA) “Habemus Dakar…” Sonaron como una descarga este par de palabras celestiales de Ettiene Lavigne, el director el Dakar, en el arranque de la conferencia de prensa en la sede del Ministerio de Turismo. Fueron las que le dieron la bendición oficial a la edición 2016 de la legendaria carrera, hasta unas horas antes envuelta en muchas dudas ante el retiro de Perú y las versiones sobre la no liberación por parte del gobierno argentino de los fondos económicos necesarios para hacer frente a la carrera.

“Pasamos una larga zona de turbulencia” reconoció Lavigne antes de mostrar su satisfacción por la noticia y anunciar una particular novedad: la presencia de Lionel Messi como invitado especial en uno de las ceremonias inaugurales. “Messi estará en la noche del 2 de enero en Rosario donde los competidores llegarán tras la largada simbólica en Tecnopólis y un prólogo en una zona de la provincia de Buenos Aires” informó Lavigne antes de contarle a Clarín que “acordé todo esto en un reunión que hace unos días tuve con Messi en París…”

Recién llegado de Colombia de una reunión de la Organización Mundial de Turismo, Enrique Meyer, titular del Ministerio de Turismo puntualizó que “en ningún momento estuvo en duda la partida presupuestaria destinada a la carrera..”, y agradeció las gestiones de distintos integrantes del gobierno nacional Si, admitió, que ante el retiro de Perú, y el aumento de etapas (entre ellas la largada)en Argentina, hubo que realizar esfuerzos presupuestarios para asumir los menores costos extras posibles ante las nuevas circunstancias. En ese sentido señaló la importancia de centralizar gran parte del inicio en el predio de Tecnópolis. A la hora de reflejar todo esto en números, el funcionario sólo se limitó a estimar un costo total de 150 millones de pesos, unos 15 millones de dólares, una cifra que además del canon comprende gastos de organización, seguridad, inscripción y logística.

Exclusivos integrantes del panel, Lavigne y Meyer, coincidieron en aclarar que en ningún momento analizaron seriamente la cancelación de la carrera ante los problemas suscitados. “Quienes pensaron eso no conocen nuestro espíritu combativo para superar las dificultades” se ufanó Lavigne. “Cuando Argentina y el Ministerio de Turismo asumen un compromiso lo cumplen” enfatizó Meyer. También ambos no vieron con mucho agrado la actitud de Perú de retirarse de la carrera argumentando posibles inconvenientes climáticos por el fenómeno del Niño. “Podían haber analizado otra alternativas” opinó Meyer. “Le cargaron todo al Niño” ironizó Lavigne.

Habrá Dakar 2016. Atrás quedaron días tensos entre las autoridades argentinas y los organizadores franceses donde ante las nuevas circunstancias cada parte presionó en busca de sacar un rédito mayor. Tiraron de la cuerda hasta darse cuenta de que era mejor perder un poco que perderlo todo.

dakar4

Fuente: Clarín

Comentarios

Ingresa tu comentario