Buenos Aires, 19/08/2017, edición Nº 2078

Basura cero: cómo funcionan las plantas del Centro de Reciclaje de Soldati

A la planta de tratamiento de residuos áridos se sumaron una de envases PET, otra de orgánicos y una tercera de poda y forestales. Además, ahora también cuenta con un Centro Educativo.

(CABA) En el predio ubicado en la calle Ana María Janer al 2750, en Villa Soldati, funciona desde 2013 una planta de tratamiento de residuos áridos. Ahora, además, ya están funcionando otras tres: una de tratamiento de botellas PET, una para el material orgánico y una tercera para reutilizar los restos de poda y forestales de los espacios verdes.

A su vez, hay un Centro Educativo que recibe visitas de escuelas y organizaciones no gubernamentales para mostrar las distintas tecnologías destinadas a la recuperación de los materiales reciclables.

El predio recibe una buena parte de las 6.000 toneladas diarias de residuos que genera la Ciudad.
La construcción del nuevo Centro se enmarca en la Ley 1854/05, conocida como Ley de Basura Cero, cuyo objetivo principal es reducir la disposición de residuos a través de la separación en origen, la recuperación y el reciclado.

La Ciudad ya logró una reducción del orden del 50 por ciento.

Planta de áridos

Fue la primera en funcionar. Recibe escombros y restos de construcción que son transformados en distintos materiales para ser reutilizados en obras civiles, obras viales o como capas de separación en los rellenos sanitarios.

Unos 600 camiones llegan por día con materiales áridos. La planta tiene una capacidad de procesamiento de 2.400 toneladas diarias. Los escombros y restos de construcción son transformados para ser reutilizados. Un total de 2.000 toneladas diarias ya no son enterradas en los rellenos sanitarios.

Centro de Reciclaje aridos

Planta de PET
El tereftalato de polietileno, más conocido como PET, es un tipo de plástico utilizado comúnmente en envases de gaseosas, agua, aceite, entre otros. Es 100% reciclable y puede ser utilizado para fabricar productos nuevos, como otros envases, ropa y fibras de alfombra.

La planta tiene un proceso de clasificación, separación, molienda, limpieza y secado de los envases a partir de una maquinaria de última tecnología que permite procesar hasta 2.000 kilos por hora. Luego del tratamiento se obtienen escamas de PET que serán colocadas en bolsones para luego ser analizados por el departamento de calidad.

El material es aportado por las cooperativas de recuperadores urbanos, quienes, a través de la planta, logran generar valor agregado a su material para poder comercializarlo en mejores condiciones.

Centro de reciclado de Varela, Ciudad de Buenos Aires. Fotos Andres Perez Moreno / prensa GCBA

Planta de orgánicos
Tiene una capacidad de tratamiento de entre 10 y 20 toneladas diarias. El proceso se realiza en una planta cerrada, reduciendo emisiones sonoras y visuales.

El material se mezcla con chips provenientes de la poda, y se madura durante 20 días. Luego de una segunda maduración se obtiene el compost, que se usa como abono para la tierra de los espacios verdes.

El proceso se realiza en una planta cerrada, lo que reduce las emisiones sonoras y visuales. A su vez, se realizan los controles de emisiones pertinentes. El aire del proceso, antes de ser emitido a la atmósfera, es tratado mediante biofiltros para reducir las emisiones contaminantes y los malos olores por medio de un sistema de distribución y purificación del aire.

Centro de Reciclaje organicos

Planta de poda y forestales
Tiene una capacidad de tratamiento de entre 30 y 100 toneladas diarias. Se obtienen astillas, chips, virutas, fibras y pallets.

El material es transportado hasta la planta donde es procesado en una máquina trituradora. El mismo ingresa a la máquina a través de una cinta mecánica, que lo dirige hacia el sistema de corte, que consiste en un molino (tambor) con elementos de corte intercambiables.

A partir de este tipo de residuos se pueden obtener distintos tipos de materiales como astillas, chips, virutas, fibras y pallets que son utilizados de acuerdo a los requerimientos del gobierno porteño. Entre las distintas utilidades se destacan la cobertura de suelos en lugares de tránsito sombríos, la fabricación de pulpa de celulosa, de pallets y de compost, entre otros.

La capacidad de procesamiento de la planta es de más de 10 toneladas por hora. En la temporada baja de poda se estima que la planta recibe 3 camiones roll-off por día y 12 en la temporada alta.

Centro de reciclado de Varela, Ciudad de Buenos Aires. Fotos Andres Perez Moreno / prensa GCBA

Centro Educativo

El Centro de Reciclaje cuenta con un Centro Educativo, destinado exclusivamente a la concientización sobre la temática del reciclaje y el medio ambiente. Se trata de un espacio orientado a la visita de alumnos de escuelas primarias y secundarias, donde se invita a la reflexión a partir de actividades lúdicas como talleres y otro tipo de actividades.

El edificio de tres pisos tiene un auditorio, diferentes aulas para talleres y un espacio recreativo para niños.
Del centro salen pasarelas que recorren cada una de las plantas de tratamiento, para que puedan ser visitadas. Todos los días el centro educativo realiza visitas guiadas a escuelas primarias y secundarias de la ciudad, tanto de gestión privada como de gestión pública. NR

Centro de Reciclaje s4

Comentarios

Ingresa tu comentario