Buenos Aires, 13/12/2017, edición Nº 1855

Atacaron y maniataron al fiscal Fernando Cartasegna

Lo encontraron herido en su despacho. Ya había denunciado golpes y amenazas ocurridas el fin de semana pasado.

(PBA) El fiscal Fernando Cartasegna, titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) N° 4 de Delitos Conexos con la Trata de Personas y la Pedofilia, apareció golpeado y maniatado en su despacho.

Al fiscal lo encontraron en su despacho con los pies atados con cables, un golpe en la cabeza y rodeado de cinta. También tenía cables en el cuello. Cartasegna fue trasladado a un hospital y aseguran que se encuentra fuera de peligro.

Los agresores habrían ingresado por una ventana del despacho, luego de las 17 horas, cuando la guardia del edificio se había retirado.

Cartasegna había denunciado que había sido amenazado de muerte y golpeado por dos hombres y una mujer en la calle, cuando se dirigía a su trabajo la semana pasada.

“Eran dos hombres y una mujer; primero me llamaron por mi nombre y ahí me empezaron pegar, me insultaban y me decían a vos te va a pasar lo mismo que a Nisman“, señaló Cartasegna.

Relató que “la mujer hacía de campana” y que mientras le pegaban lo insultaron y le dijeron que lo que él ganaba “ellos lo hacían en un día”. También se refirieron a sus hijos, y lo trataron de “gato” y le advirtieron que no se “metiera en sus cosas”.

Según se pudo reconstruir, el fiscal primero sufrió una panfleteada en su casa, donde arrojaron hojas impresas con la leyenda ” Te va a pasar lo mismo que a Nisman” y “conozca al próximo Nisman”.

Cartasegna es titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 4 de Delitos conexos con Trata de Personas y Pedofilia. Hace poco más de tres años su labor fue elogiada por haber terminado con redes de prostitución y ayudado a clausurar agencias de acompañantes y bares donde mujeres de distintas nacionalidades eran obligadas a prestar todo tipo de servicios sexuales a cambio de dinero.

Por eso, en un primer momento los investigadores pensaron que los ataques y las amenazas podrían estar vinculados a este tipo de organizaciones. Incluso el ministro de Seguridad, Cristian Ritondo,  dijo que sus hombres están a disposición del fiscal general de La Plata y que por ahora no se descarta ninguna hipótesis.

“A mí me dejaron bien en claro que todo es por el tema de los caranchos. Me dijeron que ya había jodido con el tema de trata y los barrabravas, pero que esto era demasiado. Pero la fiscal Medina no descarta nada. También me preguntó sobre mi trabajo contra distintas redes de pedofilia, ya que en los últimos meses habíamos logrado cerrar distintas páginas web dedicadas a la pornografía infantil”, dijo el agente del Ministerio Público.

MG

FUENTE: LA NACIÓN

Comentarios

Ingresa tu comentario