Buenos Aires, 18/11/2017, edición Nº 1830

Arriban a Buenos Aires más turistas atraídos por el dólar blue

A causa del aumento del precio del dólar blue, son cada vez más los turistas que vienen a la Ciudad para aprovechar la oportunidad de ventaja económica. (CABA) Los arribos de extranjeros a la Argentina volvieron a crecer en agosto, impulsados sobre todo por los visitantes vecinos al país, quienes se ven atraídos por la posibilidad de comprar pesos en el mercado paralelo y, así, beneficiarse con precios bajos. En agosto pasado,...

A causa del aumento del precio del dólar blue, son cada vez más los turistas que vienen a la Ciudad para aprovechar la oportunidad de ventaja económica.

Aeroparque-Jorge-Newbery-620x350

(CABA) Los arribos de extranjeros a la Argentina volvieron a crecer en agosto, impulsados sobre todo por los visitantes vecinos al país, quienes se ven atraídos por la posibilidad de comprar pesos en el mercado paralelo y, así, beneficiarse con precios bajos. En agosto pasado, la llegada de turistas del exterior creció 13,4%, a 221.100 personas, a través del Aeropuerto de Ezeiza y del Aeroparque Jorge Newbery, según informó ayer el Indec, a través de la Encuesta de Turismo Internacional (ETI). Esos visitantes gastaron, además, u$s 246,4 millones, un 20,2% más que en igual mes de 2013. El dato es más que alentador, ya que este año el turismo receptivo se recuperaba levemente, con meses de caídas leves o alzas de hasta 7%. Más si se tiene en cuenta que desde 2012 la llegada de turistas disminuye.

En esta recuperación, que se estima también continuaría en los meses siguientes, mucho inciden los turistas de Brasil, Uruguay y Chile. De hecho, si se toma en cuenta los ingresos a través del transporte fluvial y terrestre, además del aéreo, el alza es de 20,9%, con 444.200 visitantes, según el Indec. En este último caso, llegaron un 27,1% más de brasileños (103.300); un 46,9% más de uruguayos (76.000); 2,3% más de chilenos (63.500); 45,7% más de paraguayos (52.400) y 43,4% más de bolivianos (28.000), según el mismo informe.

Los turistas vecinos se ven atraídos no sólo por los bellos paisajes argentinos, la gastronomía o los espectáculos. Sobre todo, llegan a la Argentina tentados de aprovechar los “bajos costos” para alojarse, comer o comprar, al cambiar sus dólares al valor paralelo del blue, que en agosto orillaba los $ 14.

Los hoteles y restaurantes cuentan que llama mucho la atención que los turistas, sobre todo de países vecinos, pagan todo en efectivo, no con tarjeta. En Mendoza, por ejemplo, los chilenos pedían los vinos más caros y pagaban todo en efectivo. Está claro que cambian a un valor paralelo y, a ese precio, todo les cuesta muy barato“, comentó Arturo García Rosa, presidente de la consultora hotelera HVS para Sudamérica. Entre enero y agosto, a través de Ezeiza y del Aeroparque porteño, los arribos de extranjeros acumulan un alza de 3,2%, a 1,59 millones, y el dinero dejado en el país, una leve baja de 0,4% (u$s 1.750,5 millones).

Pero todo parece indicar que los próximos meses, tradicionalmente más fuertes en cuanto a turismo y negocios, con un clima más benigno, los resultados también serán positivos. “En octubre y noviembre Buenos Aires se va a llenar; vienen a hacer compras, a los espectáculos. Creo que hacia fin de año el turismo receptivo seguirá recuperándose. Pero es resultado de una circunstancia coyuntural, no por una política de Estado. La Argentina estuvo muy cerca de llegar a los 6 millones de visitantes en 2011; tiene un potencial para alcanzar los 12 millones, pero no a través de este camino“, advirtió García Rosa.

El alza de los arribos podría permitir mejorar la deficitaria balanza comercial turística, que desde 2012 arroja saldos negativos, ya que los gastos de extranjeros en el país son menores al dinero erogado por argentinos en el exterior.

Desde la crisis de 2001 y hasta 2012, cuando cerró con un rojo de u$s 89,63 millones, la balanza había sido siempre positiva, por la mejora del turismo internacional en la Argentina. Pero en 2013 ese saldo negativo fue aún más abultado, al sumar u$s 553,53 millones. Agosto también dio buenas noticias en ese sentido: la balanza fue positiva por primera vez en el año, en u$s 800.000. Desde enero acumula un rojo de u$s 423,8 millones, que podría seguir achicándose si continúan, como se prevé, creciendo los arribos, mientras no crezcan tanto los viajes de argentinos al exterior.

Comentarios

Ingresa tu comentario