Buenos Aires, 18/12/2017, edición Nº 1860

Altos sobreprecios en la venta de autos

Desde el Ministerio de Economía reconocieron un "reacomodamiento" de los valores, pero aseguraron que se debió a la actualización del impuesto interno.

Por Francisco Jueguen

(CABA) Los precios de los autos vuelven a ser noticia; y una mala, con las internas abiertas y las elecciones presidenciales tan cerca. En momentos de atraso cambiario -que devuelven atractivo a la venta de autos como resguardo de valor-, de expectativas de devaluación del peso con un dólar informal que avanza día a día y con listas de espera por la escasez de oferta de vehículos en una industria que no cede las divisas necesarias para abastecer el mercado, el Gobierno volvió a posar su mirada sobre los valores de los autos, específicamente en los precios de venta.

Desde el Ministerio de Economía reconocieron un “reacomodamiento” de los precios, pero aseguraron a este medio que se debió a la actualización del impuesto interno que se autorizó un mes atrás. “Estamos siguiendo de cerca la evolución de precios en terminales y concesionarias, y salvo algún caso aislado y coyuntural no estamos viendo que los precios se alejen de las pautas que consideramos razonables y que venimos trabajando con el sector”, dijo un encumbrado funcionario, y agregó: “Vamos a seguir monitoreando cómo evolucionan los precios y si vemos algo raro, actuaremos”. Desde el Gobierno no informaron cuál es el aumento promedio en el año. Sólo en el primer trimestre, en las empresas reconocían aumentos -en la lista de precios sugeridos- de entre 10 y 12% en los valores de los autos.

Varias fuentes contaron a LA NACION que el Gobierno volvió a ajustar las tuercas sobre las terminales por los valores de los autos. Hay un acuerdo tácito entre las partes: habrá dólares para aquellos que frenen precios y que mantengan el empleo. Sin embargo, las compañías se defendieron con el argumento de que es imposible regular el precio de venta en los concesionarios, a los que llega un listado con los valores sugeridos. La información de este nuevo frente de conflicto fue publicada en el sitio especializado autoblog.com.ar.

“Ayer, la dirección de la empresa envió una carta a todos nuestros concesionarios por el tema”, admitió en estricto off the record un ejecutivo de una automotriz europea, que confirmó que los sobreprecios son altos en sus productos, sobre todo por la falta de oferta de autos populares y por el intento de algunos puntos de venta de maximizar su rentabilidad.

“Hay gente que está haciendo disparates”, contaron desde un importante concesionario. “Las terminales están llamando pidiendo que sean razonables, que somos todos socios. Los sobreprecios no se dan en todos los productos: en algunos se respeta la lista de precios sugeridos, en otros no”, describieron.

Diez días atrás, el Gobierno anunció que las empresas automotrices dispondrían de US$ 283,9 millones mensuales para el giro comercial (US$ 198,9 millones) y el pago de inversiones del sector (US$ 85 millones). Se trató de un incremento de 23% en relación con el cupo previo de US$ 230 millones. El acuerdo regirá hasta el próximo 30 de septiembre. Además, como una señal para aliviar el mercado interno y la producción local, que tuvieron en junio tibios repuntes en sus números oficiales, se actualizó semanas atrás la base del impuesto interno y se mejoraron las alícuotas para los autos locales de alta gama. Esta última decisión también impulsó los precios de algunos autos, que, cuentan las automotrices, estaban “topeados” para no quedar fuera del mercado.

venta de autos2

Fuente: La Nación

Comentarios

Ingresa tu comentario