Buenos Aires, 26/09/2017, edición Nº 1777

Actualmente hay que trabajar el doble que en 2001 para comprar una casa

Se necesitan entre 5,7 y 8,7 años de sueldos para acceder a un 2 ambientes usado. Hace 14 años, eran entre 2,8 y 4,3 años.

(PBA) El nuevo equipo que en sólo seis días se hará cargo del gobierno nacional tiene entre sus mayores desafíos el de lograr que la casa propia vuelva a ser un sueño posible para el común de los trabajadores. Actualmente, en la Ciudad, se está muy lejos de eso, si se considera que la gente debe trabajar más del doble que en 2001 para poder comprarse un departamento.

Trabajos recientes de la consultora Reporte Inmobiliario mostraron que este año los porteños, en promedio, necesitaron destinar en su totalidad los sueldos entre 5,7 y 8,7 años de trabajo para poder adquirir un dos ambientes estándar usado, dependiendo del barrio. Hace hace 14 años, en cambio, previo a la crisis de la convertibilidad, alcanzaban entre 2,8 y 4,3 años de salarios para la misma adquisición.

Destacan también que, con los valores actuales de las viviendas, las condiciones de los créditos hipotecarios resultan prohibitivas, incluso considerando los más convenientes que ofrece la banca pública. La clave es que esas líneas exigen que la gente pague cada mes un sueldo promedio entero o más, y al menos cuatro veces lo que sale mensualmente alquilar la misma propiedad. Pero a la vez, se exige que la cuota no sea más del 40% del ingreso familiar. Con lo cual,los sueldos de los postulantes deberían sumar más de $ 35.000 para adquirir un dos ambientes en Parque Patricios, más de $ 42.000 en Caballito y más de $ 55.000 en Recoleta, por ejemplo.

En estas condiciones, según Reporte Inmobiliario, hoy menos del 1% de los trabajadores en blanco del sector privado puede ir al Banco Nación a pedir un crédito hipotecario a 20 años por el 75% del costo de una vivienda de US$ 70.000. Otro dato es que, usando un tercio de sus ingresos, una familia de clase media tardaría 34 años en comprar un departamento de 60 metros cuadrados en la Ciudad, según la Cámara Inmobiliaria.

¿Cómo planea Mauricio Macri revertir esta situación? En campaña, el presidente electo prometió entregar un millón de créditos hipotecarios a 30 años con cuotas similares a las de un alquiler. Macri también dijo que va a construir viviendas sociales, urbanizar 800 villas y dar 750.000 escrituras a familias que no tienen título. Se verá, con el tiempo, en qué medida se consiguen los fondos para lograrlo. Del dicho al hecho, hay muchos techos.

Comentarios

Ingresa tu comentario