Acribillaron a un obrero en Bernal

Un trabajador de 30 años fue asesinado a balazos por un compatriota durante un juego de cartas

(PBA) Al cabo de una violenta discusión que mantuvieron cuando jugaban un partido de truco, un humilde albañil paraguayo, de 30 años, fue salvajemente asesinado a balazos por otro ciudadano de igual nacionalidad, que luego se dio a la fuga. El cruento suceso se registró en la localidad bonaerense de Bernal, en el partido de Quilmes, y las autoridades policiales tratan de averiguar el paradero del responsable del crimen, que se presume obró en estado de ebriedad.

Los voceros de los tribunales de Quilmes revelaron que el brutal hecho se produjo a las 20.10 del domingo pasado en una finca situada en el cruce de Ayacucho y Pilcomayo, en la denominada Villa Itatí, en el sur del conurbano provincial, donde la infortunada víctima, identificada como Francisco Ayala, de 30 años, disputaba un partido de truco en compañía de uno de sus amigos, llamado Jorge, quien también desarrolla labores de albañilería.

Trascendió que de repente los sujetos entablaron una acalorada reyerta, hasta que Jorge, de 25 años, no dudó en efectuarle, a escasa distancia, 3 disparos a Ayala, quien cayó ensangrentado. Luego, el agresor huyó rápidamente y se escondió en los pasillos del asentamiento de emergencia.

Posteriormente Ayala tuvo que ser trasladado de urgencia al Hospital de Wilde, ubicado en el partido bonaerense de Avellaneda, pero falleció, debido a que había sido alcanzado por heridas de arma de fuego en las piernas y también en la región craneana, que le provocaron la pérdida de parte de la masa encefálica. NT