Buenos Aires, 23/10/2017, edición Nº 1804

45 nuevos vagones del subte deberán esperar hasta el año que viene

Fueron comprados a China en 100 millones de dólares, para ser utilizados en la línea A, pero no podrán correr en ella hasta que se adquieran otros 105 que todavía no fueron licitados. (Ciudad de Buenos Aires) La cabina del conductor de los nuevos vagones, tiene todas las instrucciones en chino. Pero eso no es lo peor, los 45 coches cero kilómetro para la línea A de subtes, por los...

Fueron comprados a China en 100 millones de dólares, para ser utilizados en la línea A, pero no podrán correr en ella hasta que se adquieran otros 105 que todavía no fueron licitados.


(Ciudad de Buenos Aires) La cabina del conductor de los nuevos vagones, tiene todas las instrucciones en chino. Pero eso no es lo peor, los 45 coches cero kilómetro para la línea A de subtes, por los que el gobierno nacional desembolsó 100 millones de dólares, no funcionarán este año. Sólo el año que viene podrían empezar a recorrer las vías, aunque no se sabe en qué línea.
Los nuevos vagones, fabricados por la empresa china CNR, funcionan con 1500 volts de corriente y la línea A -por la que teóricamente deben correr- la lo hace con 1100 volts. Este detalle técnico impide que los nuevos coches convivan con los viejos. Sólo podrán usarse en la línea A cuando se compren los 105 que faltan para renovar la flota completa. Pero hasta el momento ni siquiera se llamó a licitación para adquirirlos.

En la empresa Metrovías aseguran que usarán los coches en otras líneas para poder mejorar el servicio, hoy bastante deteriorado por la dura pelea que la Nación y el gobierno porteño mantienen desde enero pasado.

Los coches podrían correr en el trayecto que une Retiro con Constitución, o en el que va de Catedral a Congreso de Tucumán; o entre Bolívar y Plaza de los Virreyes.

Hoy los coches están en los talleres El Polvorín, que la concesionaria del subte tiene en Emilio Mitre y José Bonifacio, en el barrio de Caballito. Y permanecerán allí por varios meses, ya que deben realizarse pruebas estáticas y dinámicas antes de ponerlos en servicio.

Lo primero que tiene que suceder es que los seis primeros trenes que ya están en el país terminen de ser trasladados desde el puerto hasta Caballito, ya que sólo cuando estén todas las formaciones empezará la etapa de testeos.

Las primeras pruebas que tienen que superar los vagones, que todavía tienen los films protectores de fábrica, son los de los dispositivos eléctricos y electrónicos.

Los nuevos coches cuentan con un sistema de intercomunicación entre vagones, señalización interactiva de estaciones y apertura de puertas y cámaras de video que monitorean toda la formación desde la cabina.

También cuentan con un sistema LED indicador que enciende una luz a medida que se avanza una estación. El problema es que los coches llegaron impresos con el recorrido de la línea A, para la que fueron fabricados. En la concesionaria aseguran que podrán funcionar en otras líneas a pesar de no contar con la misma cantidad de estaciones.

Comentarios

Ingresa tu comentario