Buenos Aires, 23/09/2017, edición Nº 1774

10 restaurantes para comer bien por 80 pesos en Buenos Aires

Una lista de opciones para comer rico, con onda y barato: todo un menú por 80 pesos (¡oferta por tiempo limitada!) Fuente: Planeta Joy | Frank Blumetti (Ciudad de Buenos Aires) Un tour por Los secretos mejor guardados y las opciones consagradas para quienes quieren hacer valer su sueldo. A continuación, 10 restaurantes en los que vas a pagar con un billete de 100 pesos, te van a traer vuelto...

Una lista de opciones para comer rico, con onda y barato: todo un menú por 80 pesos (¡oferta por tiempo limitada!)

Fuente: Planeta Joy | Frank Blumetti
Fuente: Planeta Joy | Frank Blumetti

(Ciudad de Buenos Aires) Un tour por Los secretos mejor guardados y las opciones consagradas para quienes quieren hacer valer su sueldo.

A continuación, 10 restaurantes en los que vas a pagar con un billete de 100 pesos, te van a traer vuelto y no va a ser un error del mozo.

Le Chantier (Colegiales)
Restaurante a puertas cerradas, en la calle Zapiola, en una vieja casona que asombra por la cantidad de objetos (una vasta gama que va desde obras de arte a las más variopintas reliquias del pasado) que su dueño-mentor-chef-artista-personaje Lalo Artelalo crea y/o atesora con esmero. Pasado el shock visual inicial y ya en la mesa, relajados y con buena música de fondo, es posible ordenar a la carta o paladear un exquisito, casero menú por solo $80 que incluye bruschetta de tomates confitados y rúcula, un taco vegetariano y muy ricos ñoquis o una espléndida lasagna de ricotta con suave salsa de tomate (Lalo disfruta especialmente de amasar pastas), acompañadas por copa de vino y de agua, rematan una experiencia completa en todos los sentidos y -lo mejor- a un precio muy razonable.
(Sólo con reservas al T. 15-5721-9686)

Enfundá La Mandolina (Palermo)
Bodegón de aire moderno muy frecuentado por chicas y gente joven y bullanguera, ofrece clásicos del menú porteño, pero aderezados con un toque diferente y lo mejor, a precios convenientes (el promedio por persona ronda los $70/80). Podés animarte a probar el mondongo a la gallega, una suculenta suprema Maryland, puchero, pollo a la cerveza, albóndigas con puré y postres como la chocotorta. Lindo ambiente de original decoración, buen servicio y toda la onda para una noche amena… y accesible.
(Salguero 1440 / T. 4822-4479)

La Más Querida (Belgrano)
A esta altura un verdadero clásico de la zona del Barrio Chino, el pequeño pero bonito local de Poly Santamaria y Buby Van Asperen continúa ofreciendo su exquisita pizza a la parrilla en variantes suculentas y compartibles, como la de tomates secos, Brie y albahaca ($90 la grande, 12 porciones y $80 la chica, de 6), la enchilada con carnes y porotos ($82/72) o la del bosque, con girgolas, champiñones, pimentón y ajo ($100/90). Todo puede acompañarse de fresca cerveza y algún postre tipo pannacotta ($30) y la cuenta no va a pasar de los $70 por cabeza si vas en grupo de 4: imperdible.
(Echeverría 1618 / T. 4788-1455)

El Buen Sabor (Villa Crespo)
Maxime Tankouo, un ex futbolista camerunés que reside en la Reina del Plata desde hace años, propone platos de inspiración africana a precios que no lastiman el bolsillo. Por ejemplo, el sudafricano bobotie, pastel de carnes con especias, almendras fileteadas, manzana y pasas a $60, para bajar con agua mineral ($12) o cerveza (porrón $20, grande $30). Otra irresistible opción es el ndolé, guiso camerunés de carne de vaca o pollo con salsa de maní con carne o pollo y guarnición de mandioca, plátano, batatas o arroz ($ 65), entre otras opciones, postres incluidos. Exotismo, sabor y precios razonables: si todavía no lo visitaste, vale la pena descubrirlo.
(Camargo 296 / T.4854-8800)

Liliana Helueni (Montserrat)
Si andás monserrateando y te aburre la poca variedad gastronómica del barrio al mediodía, hay un oasis en el desierto y se llama Helueni. En un ambiente sencillo y sin mayores lujos, ofrece comida típica sefaradí a buenos precios (lahmayin a $19, arroz pilaf con yabrak –niños envueltos de hoja de parra- a $ 46, balawa –tipo baklava- a $8, bebidas a $14) que te refresca el panorama, te alegra el paladar y te permite armar diversas opciones para un buen almuerzo (o un rico café con masitas orientales a la tarde) por menos de 80 pesos. Ojo: no funciona por la noche.
(Santiago Del Estero 244 / T. 4381-1523)

Club Eros (Palermo)
El ambiente barrial es el alma de este bullicioso y despojado espacio (con canchita de futbol al lado y TV permanente) que desde hace unos años ofrece una formula imbatible: platos sencillos, conocidos, muy tentadores, buenos precios y absoluta informalidad, ideal para ir en banda y pasarlo bomba sin torturar a la billetera. Algunos ejemplos: pastas (ñoquis, agnolotti o sorrentinos) a $ 40, bife a $37, milanesa a$ 32, guarniciones (fritas o ensalada) a $20, diversas bebidas (gaseosa, cerveza, vino de la casa) entre los $8/25, helados a $20… No te hace falta llevar calculadora: las opciones son varias y el éxito está garantizado.
(Uriarte 1606 / T. 4832-1313)

Mía Casa (Palermo)
Un particularísimo y pequeñín local en la frontera de Palermo y Villa Crespo, atendido por sus dueños -la estricta Mirta y el entrañable Abelardo- que desde 1978 cautiva a sus comensales con una fórmula inusual: pizza y comida armenia. La primera es sabrosa y vale para compartir (muzza $60 la grande, combinada $70), pero lo armenio se lleva la palma: lejmeyun a $8, keppe a $18, plato combinado a $30 (keppe, sarmá –arrolladitos de hoja de parra, tabulé, hummus y dulces como baklava o mamul) y otras variantes como para ir en barra y armarte una cena completita y exquisita por no demasiada plata. En verano sacan las mesas a la vereda… y en invierno, a veces, también (hay estufas).
(Cabrera 4570 / T. 4777-2723)

La Pulpería Del Cotorro (Parque Patricios)
En una concurrida esquina de Parque Patricios, el dibujante humorístico y ex futbolista Julián Mazzeo, el cotorro, logró lo insólito: que su restaurante sea más conocido por la pizarra donde diariamente escribe las más jocosas e ingeniosas observaciones que por sus platos, que por cierto no están nada mal. Tienen un promedio de precios atractivo ($40/50 por cabeza) y que no carecen de ingenio en sus nombres: empanalgas (!), suprema polla (!!), tarta muda (!!!) o milanesa atormentada (creada en un día de tormenta, claro). Sencillez, buen humor y buenos precios, todos juntos y en el mismo lugar, ideales para ir, comer bien, charlar con el cotorro (que atiende las mesas) y sacarse una foto junto a la pizarra como postre.
(Pepirí 400 esq. Chutro / T. 2059-7518)

Lúcuma (Almagro)
Bastión de la comida peruana en la zona, en Lúcuma cenar por $80 es cualquier cosa menos imposible. Wilder, su chef-propietario, ofrece delicias abundantes y en su gran mayoría aptas para compartir: papas a la huancaína ($36), ceviche mixto ($95), lenguado ($75), para bajar con cerveza ($24) antes del postre de la abuela (caramelo de quinoa, manzanas torneadas y helado de lúcuma, $40). En suma, yendo de a dos podés compartir diversas opciones de entrada, principal y postre con bebida a un promedio de $140/160. Y no te cuesta un Perú.
(Humahuaca 4101 / T. 4861-2838)

Don Roque (Boedo)
En la esquina de Inclán y Bocayuva, en lo que otrora fue un viejo almacén, Don Roque ofrece comida italiana en Boedo, sabrosa y de buena relación calidad-precio para cerrar esta lista selecta. ¿Qué pedir? Un clásico del lugar es el Alfajor Don Roque, contundente plato con cuatro capas de lomo y separado con panceta y provoleta ($50); otra opción no menos tentadora y calórica es el roll Don Alfredo, una pechuga entera envuelta con panceta y rellena con abundante mozzarella, tomates confitados y aceitunas negras ($44); ambos pueden llevar guarnición, por ejemplo, de rúcula y parmesano ($20). También hay ricas pizzas, calzones y un seductor flan con dulce de leche para concluir. Con todo, plato, bebida y postre, tenés opciones varias que pueden llegar o no a los $80: cuestión de ir, elegir, combinar y disfrutar.
(Inclán 3999 / T. 4924-6505)

Por Frank Blumetti

Comentarios

Ingresa tu comentario